El sueño de la historia de Jorge Edwards

Jorge Edwards Valdés (Santiago de Chile 1931) es un escritor de la generación del 50 chilena: abogado, periodista y diplomático de carrera. Hizo estudios de postgrado en Princeton, USA. Pertenece a la Academia de la Lengua de Chile desde 1982. Obtuvo la cuidadanía española en 2010, año en que fue nombrado Embajador de Chile en Paris, hasta 2014. Tiene una bibliografía vasta con numerosos premios, el más prestigioso es probablemente el Cervantes 1999. La biblioteca  Cervantes de la ciudad de Manchester (UK) lleva su nombre. Hoy en día reside en Madrid.

Este  billete es el sexto sobre un libro de Jorge Edwards , conspicuo  escritor  que me encanta porque  estamos de lleno en el terreno de la metaliteratura, con referencias literarias o culturales, con muy buena prosa en un estilo que tiene algo  de proustiano, prosa  rica en dichos coloquiales y, por encima de todo, con un atavismo furiosamente chileno.

El sueño de la historia  es un libro algo diferente de los otros libros leídos al autor y debo confesar que estuve algo « perdida » con la temporalidad del relato,  que es por lo demás, bastante original…

Don Jorge nos cuenta dos historias, lejanas de dos siglos: la del italiano Joaquín Toesca y Ricci en el Chilito tosco y pobretón del siglo XVIII cuando era apenas una pobre Capitanía del pechoño virreinato del Perú, bajo el yugo feroz del Rey de España. El Señor Toesca era  italiano, arquitecto, o más bien ingeniero en construcción para la época, contratado por el Rey de España para terminar la Catedral de Santiago de la Nueva Extremadura, como se le llamaba a ese peladero que era el Chile dieciochesco y poco refinado de aquel entonces. Además, se le debe a Toesca la construcción del severo « Palacio » de la Moneda, actual residencia de los presidentes de la república chilena; este « palacio » de la Moneda (que no tiene nada de palaciego según los cánones europeos, pero es lo que hay…), construido en un predio que perteneció a los Teatinos, hacia el sur poniente, cerca de la parte baja de lo que le llamaban « la cañada » y que en el siglo XVIII era un peladero y un barrial. Para perdición del italiano, apenas llegado se enamoró hasta el tuétano de Manuelita Fernández de Rebolledo, hija de padre fallecido y de madre medio bruja que le pasaba todos sus antojos carnales porque en esa remota época, la palabra ninfómana todavía no la habían inventado. Será el comienzo de un gran padecimiento por parte del italiano que no sabrá qué hacer para encarrilar a su querida Manuelita.  El Santiago de aquella época ya era el canasto de comidillas y « peladeras » diarias por lo que el  arquitecto no tuvo otra opción que encerrarla en conventos y hacerle prodigar escarmientos gracias a las pías, aunque malévolas sirvientes del Señor, las buenas monjitas.

La segunda historia, es la  del « Narrador » o Ignacio II, con datos para que el lector imagine que podría ser el  alter ego del escritor. El Narrador, ex comunacho, está casado aunque separado de Cristina, una comunacha irredenta que le dio un hijo. El Narrador o Ignacio II es hijo del patriarca Ignacio I, fundador de la dinastía y padre del descolocado  Ignacio III, que salió más oveja negra que el propio padre.

Ignacio II vuelve a Chile hacia el final de la década del 70 y vive el fin de Reino del General Pinochet que ya se creía el Rey Sol, y para no estar bajo la férula del patriarca Ignacio I, arrienda un destartalado departamento en frente de la Plaza de Armas de Santiago, culmen de la polución santiaguina, lo que le importa poco porque en su maloliente cueva, encuentra papeles    interesantes, justamente sobre la historia de Toesca y Ricci y  de su calentona Manuelita. Además este céntrico departamento le permite visitar a pie a su ex señora porque pronto el lector se dará cuenta que el Narrador está siempre enamorado de la comunacha Cristina.

Esto nos vale sabrosas cronicas del Santiago de entonces y pienso, que el Narrador, sirve para vehicular muchas opiniones y retazos de la vida íntima del escritor. Tiene Don Jorge Edwards un humor muy fino, muy velado, pero no menos lenguaraz y es un observador muy « fijado » como se dice en Chile, pocas cosas se le escapan.

Es un libro bastante original y un tanto complejo que mezcla la Historia dieciochesca de un Chilito tan septentrional con una historia reciente del final de la segunda Dictadura militar (corta dictadura en 1931) que conoció ese atribulado país  que no logra pasar la esponja sobre los tristes hechos y que espero, no caerá en la monomanía de los ibéricos con su atrabilaria Guerra Civil. Curiosamente el Chile de la Historia y el Chile de la historieta reciente acaecen casi en el mismo perímetro y casi con los mismos personajes puesto que Don Jorge nos detalla el arbol genealógico de sus amigos que tienen ascendientes directos en el Chile Colonial. La boucle est ainsi bouclée.

Otro libro excelente del escritor chileno para los versados en Historia Patria y a los happy few que reconocen hechos recientes.

EL SUEÑO DE LA HISTORIA, Quinteto de Tusquets 2000,  ISBN 84-8310-906-9

Une réflexion sur “El sueño de la historia de Jorge Edwards

  1. Que COMENTARIO señora !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!No la conocía tan « PARLACHINA » y con tanta « CHISPA ». Me maté de risa con este comentario tan sabroso …………………es verdad que me gusta mucho LA HISTORIA y todos sus declives . Me lo voy a leer .GRACIAS

    GABRIELA

Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s