Archives

Casa de niebla de María Luisa Bombal

Maria Luisa Bombal (auteur de La femme au linceul) - Babelio

María Luisa Bombal es una escritora chilena de primera plana (Viña del Mar 1910-Santiago 1980) injustamente poco conocida y que nos dejó una obra reducida aunque intensa, precursora en todo el ámbito hispanoamericano. Su vida privada fue trepidante, difícil y esto le valió no sólo el exilio de Chile (Argentina y EEUU), sino que una franca reticencia a concederle el Premio Nacional de Literatura que se merecía con creces porque sus libros descollan  de lo que se practicaba en literatura en aquellos años.

María Luisa Bombal tuvo una excelente preparación, cursó estudios secundarios en Paris, en excelentes colegios para luego ingresar a La Sorbona y seguir estudios universitarios que culminaron con una tesis sobre la obra de Prosper Merimée. Se codeó  en el Paris de aquel entonces con los surrealistas,  un movimiento en búsqueda de la consciencia, que bucea el inconsciente en permanencia. El método de los surrealistas practicaba  la escritura automática que utiliza los estados entre vigilia y sueño, algo que resalta de manera patente en la escritura de ML Bombal.

En su larga estadía fuera de Chile (30 años entre Buenos Aires y EEUU) frecuentó a intelectuales de primera plana: Pablo Neruda, Jorge Luis Borges, Victoria y Silvina Ocampo, Federico García Lorca, Luigi Pirandello, Alfonsina Storni, José Ortega y Gasset, Norah Lange y tantos otros.

En literatura hispano-americana fue una gran innovadora, una precursora del realismo fantástico, una de las primeras exponentes de la novela contemporánea latinoamericana, con una técnica que ha sido comparada con la de la inglesa Virginia Woolf y con la del estadounidense William Faulkner. Además, su segunda novela La amortajada de 1938 ha sido señalada como un antecedente de Pedro Páramo, la novela faro de Juan Rulfo.

Los recursos estilísticos de la escritora son de una gran riqueza; abundan las figuras de retórica tales que epíforas, anáforas, sinédocques, oximorones y polisíndetones. Este dominio de la lengua demuestra su regia preparación y es de notar que ningún « chilenismo » aparece en sus escritos.

Los estudios de género reconocen en esta escritora una primera expresión de problemáticas como las relaciones entre el hombre y la mujer y los papeles asignados a la mujer dentro de la sociedad; la temática de María Luisa Bombal fue muy adelantada a su tiempo y se la puede conectar con la novela de vanguardia (el monólogo interior, el contrapunto temporal y espacial, el perspectivismo, la estructura abierta y la configuración de una realidad poética y ambigua).

Las heroínas románticas de ML Bombal se internan en la espesura de la vegetación. En el marco de la naturaleza encuentran la libertad que les niegan los fríos caserones que albergan una vida llena de hastío, incomprensión y soledad y las condena a vivir sin amor, razón última de su existencia. A su renovación técnica y estilística, que contribuyó a desterrar el criollismo en Chile, se suma la expresión de una problemática típicamente femenina. En el período comprendido entre 1930-1950 que destaca dentro de la literatura chilena y que se concreta en la obra de ML Bombal con las frustraciones de la existencia femenina, en una sociedad que limita el desarrollo de su personalidad. Los temas claves que presentan sus novelas se concentran en la búsqueda solitaria del amor, la fusión con el mundo natural y la muerte.

Nos dejó una obra literaria escasa, pero intensa con dos novelas La última niebla (1934) y La amortajada (1938);  y varios cuentos :  El árbol, La historia de Maria Griselda, Las islas nuevas, Lo secreto, Trenza (inspirado en otra viñamarina trágica:  Blanca Errázuriz) y unas crónicas poéticas « Mar,cielo y tierra », Washington, ciudad de las ardillas » y « La maja y el ruiseñor ».

Pertenece a la llamada generación Neorrealista  de 1942 ( o de 1938), primera generación chilena anti-naturalista que surgía contra la narrativa criollista anterior. La obra da María Luisa Bombal está marcada por la intensidad, el arrebato y la pasión. Los motivos centrales en su obra son el abandono, la ruina de los afectos y el amor esquivo.( Las claves de esto están en la vida privada de la escritora, en su primum movens consciente o inconsciente, en sus vivencias más íntimas, en su desequilibrio emocional).

Se le concedieron de por vida premios menores si se considera el impacto literario de la obra que nos dejó: Premio Municipal de novela por La última niebla en 1942, Premio Academia por el buen uso del castellano en 1976, Libro de Oro por La Historia de María Griselda y el Premio Joaquín Edwards Bello 1978 otorgado a los valores literarios de la V región chilena, su región (Valparaíso).

María Luisa Bombal se radicó en los EEUU en 1942 trabajando como guionista y traductora para la industria del cine; una editorial norteamericana quiso publicar La última niebla a condición que la re-escribiera y que el libro comportara por lo menos 200 páginas. La autora lo escribió directamente en inglés bajo el título  House of Mist en 1947, fue una imposición editorial adaptada al mercado estadounidense, una obra con marcada influencia cinematográfica. La Paramount Pictures compró los derechos por la coqueta suma de 125 000 dólares de la época y una película estaba prevista con John Huston como director, pero nunca se realizó. Esta novela no se publicó en español hasta 65 años después, en marzo del 2012, en condiciones que había sido traducida al portugués en en 1948 bajo el título de Entre vida e o sonho y al francés en 1955 con el título de La maison du brouillard.

Entonces Casa de Niebla es la re-escritura de La última niebla (1934), cinco veces más extensa (de 45 páginas pasa a 245), pero con notables modificaciones argumentales, a tal punto que no haré un análisis comparativo porque encuentro que los dos libros no tienen nada que ver, ni en el contenido ni en las sensaciones que provoca la lectura. La prosa sigue siendo muy lírica, muy implicada con la naturaleza y una niebla omnipresente, pero la historia es mucho más pedestre, más edulcorada, más banal y trivial. Toda esa magia intuitiva de La última niebla ha desaparecido.

El estado de ánimo de la escritora no debe haber sido el mismo, once años habían transcurrido fuera de Chile, además que ya se alejaba de su período surrealista parisino y estaba inmersa en el materialismo norteamericano, y ese toque tan etéreo que tienen sus dos cortas novelas ya no figura en esta obra de pedido. Aunque como lo señala la catedrática Lucía Guerra-Cunningham, una característica de la narrativa de Bombal es la presencia de un elemento fantástico que se desarrolla paralelamente a la realidad tangible : y este elemento sí que lo tenemos en Casa de Niebla. Los personajes de la autora están unidos a lo telúrico y representan el arquetipo de la Madre Tierra. Hay mucho simbolismo en los escritos de MLB, como por ejemplo la cabellera femenina, atributo importante de la feminidad, está siempre fuertemente atada como un símbolo de la represión de lo femenino. Lo erótico en la narrativa de MLB es un contacto sensual y trascendental con la naturaleza (ampliamente presente en Casa de Niebla).

ARGUMENTO DE LA NOVELA

Helga es una chica sin gran belleza acogida por su familia desde que es huérfana además que bastarda; Helga vive sumida en los sueños de sus cuentos de hadas, es su único escape afectivo. Ella crece cerca de su prima Teresa que es un canon absoluto de belleza y de perfección. Un vecino,  Daniel, es su único amigo, pero Daniel está enamorado de Teresa y se sirve de Helga para merodearla; Helga está enamorada de Daniel que pedirá Teresa en matrimonio en condiciones que Teresa no lo ama, ella ama otro hombre y aceptará este matrimonio porque sus padres están en serios apuros económicos y Daniel representa mantener el rango y la holgura. Al poco tiempo de casados, Teresa se ahoga en un estanque y Daniel, destrozado, al poco tiempo pide en matrimonio a Helga que aceptará.

Comienza el calvario y la absoluta soledad de Helga porque no solamente Daniel no la ama, sino que la compara en permanencia a Teresa y la  humilla constantemente. Helga cada día se sume más en el tedio y la introspección, hasta que un día la frívola hermana de Daniel los invita a un baile donde Helga causa sensación y vive momentos de satisfacción personal que la alejan de su ensimismamiento. Pero el baile va traer consecuencias nefastas porque no se sabe a ciencia cierta si Helga sucumbió o no a un adulterio con un apuesto y cínico galán. ¿Fue o no fue, el desliz de Helga ? Este es el punto crucial de la novela con índices a favor e índices contrarios, con una mezcla (algo burda) entre realidad y ficción , de manera  menos sutil que en La última niebla. El final de esta novela es un típico happy end para no traumatizar al público femenino estadounidense.

En todo caso, la atribulada Helga comienza a vislumbrar alguna felicidad con su estado mental entre ficción y realidad  « el recuerdo de esa noche inolvidable me invadía de una misteriosa sensación de bienestar, muy semejante a la felicidad »  o  « la voz de la tentación me hablaba con la mayor persuasión.No podía evitar escucharla y seguirla en sus alocadas elucubraciones mientras caminaba encerrada en mi misma, aislada y protegida por la niebla que ahora ya no era mi enemiga, sino mi silenciosa cómplice ».

La trayectoria de Helga corresponde a una historia sentimental en un ámbito cercado por la niebla. La niebla que tiene un simbolismo de silencio para MLB, de soledad existencial, de extrañamiento también, de alienación. La figura fantasmal de Teresa que se aparece todas las noches en el estanque, es un elemento real maravilloso que para el lector estadounidense debió constituir la experiencia de « lo exótico ».

Aunque para mi gusto esta novela no alcanza las cimas de sus dos cortas novelas, constituye una obra fácilmente asimilable a la obra que nos dejó María Luisa Bombal. Una obra que lleva soterrada una fuerte connotación psicoanalítica con pinceladas de histeria femenina.

Una autora fascinante.

CASA DE NIEBLA, Ediciones UC 2012,  ISBN 978-956-14-1248-4

Pedro Páramo de Juan Rulfo

Résultat de recherche d'images pour "juan rulfo"Juan Rulfo es el nombre de pluma de Juan Nepomuceno Carlos Pérez-Rulfo Vizcaíno, un gran escritor, guionista y fotógrafo mexicano (Pulco, localidad de Jalisco 1917-México DF 1986). Rulfo estudió Filosofía y Letras. El autor nos dejó sólo dos obras Pedro Páramo y El llano en llamas, un notable compendio de cuentos publicado en 1953.

Pedro Páramo (1955) es su única y primera novela, escrita en 5 meses, pero que estaba en gestación desde 1947 cuando Rulfo la menciona a su esposa en dos cartas y con el título de Una estrella junto a la luna, una bella frase que encontraremos en la novela Pedro Páramo; más tarde la llamará Los murmullos para finalizar con Pedro Páramo.

Tenemos una obra importante, densa, compleja, un arquetipo de narración in media res, un primer texto  del realismo mágico, una obra faro en el desarrollo de este género, un libro ensalzado por literatos de primer orden como Carlos Fuentes, Gabriel García Márquez, Jorge Luis Borges. La obra está incluída en la lista de las 100 mejores novelas en español del siglo XX por el diario El Mundo de España.

LA OBRA :

Elementos paratextuales : Pedro Páramo nos envía desde el título un mensaje sub liminal. Pedro viene de piedra, de dureza, de aridez, de mineral y la palabra piedra aparece 10 veces en la novela. El vocablo páramo nos lleva a un paisaje yermo, estéril, inhabitado y generalmente elevado.

El pueblo de Comala conlleva un simbolismo porque situado sobre las laderas del volcán Fuego de Colima y colima en nahuatl quiere decir « el lugar sobre las brasas » lo que nos sitúa desde un comienzo con el elemento fuego y por ende, con las llamas del infierno; en cuanto a Comala, provendría también del nahuatl (comali, comal = un disco de barro cóncavo sobre el que se cuecen las tortillas). Según el autor, Comala tiene algunas semejanzas con Jalisco, pueblo donde vivió Rulfo.

El libro no tiene ningún orden cronológico sino que consta de unos 70 fragmentos sin ilación, separados por blancos activos o pausas. Con la lectura de estos fragmentos el lector (a duras penas) irá reconstituyendo la historia de Comala y de Pedro Páramo.

En el libro hay dos espacios narrativos o dos cuentos centrales o dos tramas paralelas : el de Pedro Páramo (que llamaremos PP para más comodidad) y el de Juan Preciado. Dentro de estas dos temáticas centrales hay varios cuentos menores intercalados en los cuentos centrales como por ejemplo la relación de Juan Preciado con su madre, la relación de PP con Susana San Juan, la relación de PP con sus hombres de armas, etc. Este procedimiento descoloca al lector que se detiene y empieza a releer lo leído para entender el texto.

Con los fragmentos cambian las voces narrativas y la historia : hay una primera persona narrativa que corresponde a Juan Preciado y una tercera persona que narra la vida de Pedro Páramo y de un Comala edénico. Tenemos también un monólogo interior (Susana San Juan) y fragmentos intercalados (Doloritas Preciado).

LA TRAMA:

El libro parte con el viaje de Juan Preciado hacia Comala en búsqueda de su padre Pedro Páramo que desposó a Doloritas Preciado sin amor, solo por codicia, por apoderarse de sus tierras y porque a ella le debía las mayores sumas de dinero. Al morir Doloritas, le pide a su hijo Juan que vuelva a Comala para exigir a su padre que le devuelva lo suyo. PP fue pobre y poco a poco se fue adueñando de todas las tierras aledañas hasta convertirse en un cacique poderoso y cruel que además exigía el derecho de pernada a las mujeres del pueblo.

Juan Preciado llega al pueblo que parece inhabitado y en sus cercanías cruza a un arriero que lo guiará  y le dará consejos para encontrar cobijo en casa de Eduviges. El arriero se llama Abundio y le dice a Juan que él también es un hijo de PP, como todos los del pueblo.

En Comala Juan toca la puerta de doña Eduviges Dyada y aquí comienzan las cosas fantasmagóricas porque poco a poco iremos entendiendo que Juan Preciado llegó al reino de los muertos, pero no sabemos si él mismo está muerto,  es otro espectro más o está aún vivo. Juan Preciado llama a una imaginaria puerta de aire y recibe el permiso de entrar al inframundo. Desde que Juan Preciado entra en Comala siente sueño y a partir de ese momento ni él ni el lector saben lo que le sucede, lo que siente, si es real u onírico, si es una sombra o se trata de un muerto. Eduviges juega el rol de medium que permite de comunicar con las ánimas y con los que aún están en su cuerpo físico. ¿Es que Juan Preciado ya estaba muerto y es su teyolia (=su espíritu) que llega a Comala o es que se va a morir de espanto cuando comprenda que está rodeado de muertos? En la novela Pedro Páramo se convive con los muertos : convive el protagonista, convive el lector y conviven los muertos entre ellos.

Al mismo tiempo, y a salto de mata, iremos conociendo la vida de PP y de muchos otros personajes de Comala que van a dar vida a la memoria colectiva del pueblo. Los personajes secundarios están envueltos en una culpa que los devuelve al barro primigenio y a la soledad eterna. Sólo conocen la felicidad en los sueños y en ese pasado remoto cuando Comala fue un paraíso o casi. Por los fragmentos intercalados de Doloritas Preciado sabremos que otrora el pueblo de Comala fue un lugar edénico, lleno de vida, de colores y de olores. Esto resaltará con una prosa lírica preciosa hecha de pocas palabras y con vocablos que se repiten.

¿Qué entendemos con el viaje de Juan? Que Juan Preciado realiza un viaje iniciático, una experiencia y una verdadera bajada a los infiernos con la llegada a Comala. Que Comala está lleno de fantasmas que cobran vida para luego desvanecerse, pero que murmuran, que parecen, que aparentan y que no hay posibilidad de salvación para nadie (fatalismo). Que Juan Preciado parte en pos de un padre que no conoció, o sea, que parte en pos de su propia identidad. Comala es un infierno, pero otrora fue un paraíso, hoy perdido.

LIRISMO EN LA OBRA :

En la reverberación del sol, la llanura parecía una laguna transparente, deshecha en vapores por donde se traslucía un horizonte gris. Y más allá, una línea de montañas. Y todavía más allá, la más remota lejanía…Al recorrerse las nubes, el sol sacaba luz a las piedras, irisaba todo de colores, se bebía el agua de la tierra, jugaba con el aire dándole brillo a las hojas con que jugaba el aire… Llanuras verdes. Ver subir y bajar el horizonte con el viento que mueve las espigas, el rizar de la tarde con una lluvia de triples rizos. El color de la tierra, el olor de la alfalfa y del pan. Un pueblo que huele a miel derramada…Por el techo abierto al cielo vi pasar parvadas de tordos, esos pájaros que vuelan al atardecer antes de que la oscuridad les cierre los caminos. Luego, unas cuantas nubes ya desmenuzadas por el viento que viene a llevarse el día…



Es un libro de lectura difícil porque están rotas las constantes del espacio y del tiempo que no es lineal. Don Juan Rulfo dijo  que se necesita leer el libro tres veces para entenderlo mejor…y que habrán tantas versiones como lectores del libro. Dijo también en una entrevista de 45 min. concedida a RTVE en 1977 (« A fondo » con Joaquín Soler Serrano) que sus personajes eran irracionales y en constantes contradicciones. Por eso el lector se siente tan perdido por momentos como Juan Preciado en Comala. Es un libro que conlleva humor a pesar del tema, por ejemplo cuando el padre Rentería se pone a contar santos para dormir, como otro contaría ovejas o cuando los revolucionarios están levantados y no saben por qué o los comentarios entre los espectros para decir cuan grata es la muerte sin el peso de la consciencia que es una pesadez porque en la tumba hay recuerdos, pero no hay remordimientos…

Cabe destacar también que en Pedro Páramo hay una crítica abierta hacia la religión católica que se pliega al dinero y no a los pobres necesitados. La Iglesia y sus representantes han condenado a todo un pueblo a vagar penando eternamente. Es una religiosidad injusta que manda al infierno a todo aquel que no puede comprar su salvación.

En Pedro Páramo hay muchos centros de interés: Rulfo hace una síntesis del atavismo mexicano con la descripción de la sociedad rural, arcaica y feudal. Es una novela social sobre un México profundo con sus costumbres, sus creencias, sus supersticiones. Pero también una novela histórica con alusiones a la Revolución Mexicana de los años 1910-1920 y a la Insurrección de los Cristeros (1926-28). Y es un texto muy poético con algunos párrafos de una belleza casi hiperestésica. El texto tiene algo del género fantástico porque el relato es un flujo permanente entre la consciencia y lo onírico y  la narrativa de Rulfo se ha comparado con la de Faulkner y la de Joyce. Pero también se puede ver como un relato psicoanalítico porque es un viaje hacia el interior de si mismo en búsqueda de sus propios orígenes hasta llegar al barro primigenio.

Existe un interesante trabajo de Cristina Bartolomé Martínez (cf El largo camino de Juan Preciado hacia el Mictlán) que enriqueció notablemente este billete y que interpreta la obra de Rulfo bajo el significado de los mitos. Los mitos europeizantes grecorromanos de la búsqueda del padre, o la tradición judeo-cristiana de la búsqueda del paraíso perdido, o el mito de la bajada al Mictlán, la tierra de los muertos en la mitología azteca : Quetzacoatl baja al Mictlán para robar los huesos de los hombres que servirán a dar vida de nuevo a la raza humana. Es el origen del hombre. En la mitología azteca existe el habla entre los muertos,  las ánimas en pena, los ruidos y ecos del inframundo o Mictlán, con sus 9 niveles del infierno, un viaje largo que exige una verdadera experiencia al alma para reencontrarse consigo misma.

El mito azteca de la bajada al Mictlán esconde el temor a la muerte y al viaje al otro mundo cuando el alma abandona al cuerpo material (la separación  espíritu-materia); el cuerpo físico es lo que parte primero. En la mitología nahuatl el teyolia es una entidad anímica que viaja al reino de los muertos y que se identificó desde la época de la Colonia con la palabra « ánima ». Al fallecer el cuerpo, la separación del alma no era inmediata y el centro de consciencia se quedaba unos días cerca del cadáver, razón por la cual cremaban los cuerpos después de varios días.

Las líneas interpretativas de PP pueden ser entonces varias : la grecorromana, la judeo-cristiana o la precolombiana. Hay muchos estudios sobre PP que se han situado en líneas de interpretación muy diferentes utilizando un punto de vista formalista, o sociológico, o polifónico o el mítico (cf la complejidad de la obra).

Lo podemos interpretar como un viaje telemáquico= un Telémaco buscando a Ulises; y el arriero Abundio , hijo natural de PP es un Caronte encargado de guiar las sombras errantes de los difuntos hacia el inframundo. El viaje de Juan Preciado podría ser el arquetipo universal del alma que regresa a la profundidad del ser en un viaje introspectivo que encuentra mitos en todas las culturas que poseen una cosmovisión.

Los murmullos, sombras, ecos, ruidos y sonidos espectrales de Comala son « los aires de noche » de la mitología nahuatl.

Juan Rulfo trabajó más de 20 años en el Instituto indigenista, de manera que tuvo que leer crónicas antiguas con cuadros costumbristas, sobre la mentalidad de la gente y hasta el modo de hablar de los mexicanos del pasado.

Escribe Cristina Bartolomé Martínez … el escritor no puede representar todo a la vez como un pintor y que por eso Rulfo recurre a la técnica de yuxtaposición y contrastes que rompen la progresión temporal.

Juan Rulfo instaura con el lector una literatura de duda y de ambigüedad lo que favorece la pluralidad de lecturas y utiliza un lenguaje lleno de simbolismos que ya vislumbramos en el título, pero que es patente en la elección de los nombres de los personajes del libro que tienen gran riqueza semántica : 43 personajes, es un libro polifónico.


Es una obra que ha sido varias veces adaptada al cine; una primera versión en 1967 dirigida por Carlos Velo (España) que se puede ver integralmente en Youtube y que es muy interesante aunque (como a menudo) es una libre adaptación del libro. En la película las secuencias fragmentadas tratan de contarnos la historia de Pedro Páramo y del pueblo de Comala y el relato parece más lineal; pero la parte importante que se le da al lector en el libro no aparece en el filme y también el realismo mágico de la obra escrita es menos patente; también se le da una connotación mucho más concreta a la extraña relación de Susana San Juan con su padre. Aquí va un enlace para ver una excelente versión de esta obra cumbre:

Hay otra version fílmica dirigida por el mexicano Mateo Gil en 2009 que no he visto y que me gustaría comparar con la versión de Velo.

Una lectura compleja que deja algo anonadada por su densidad y que seguramente deja mil caminos por explorar. Gracias a la amiga Graciela por haber encontrado algunas fuentes de inspiración de primera importancia.

PEDRO PÁRAMO, Booket 1999,  ISBN 84-08-02671-2