Machado de Assis de Jorge Edwards

jorge edwards machado Jorge Edwards Valdés es un gran escritor chileno (Santiago 1931) con estudios de leyes y de Filosofía en Princeton, siguiendo después la carrera diplomática que culminó con el puesto de Embajador de Chile en Paris. Ha recibido numerosos premios siendo el Cervantes 1999 el más prestigioso. Hace parte de la Generación del 50 chilena, aunque él se considera algo marginal a este movimiento. Actualmente reside en Madrid.

He comentado en este blog gran parte de su bibliografía (12 libros, trece con éste) porque es un escritor que me gusta cómo escribe y lo que escribe. No todos los libros me  han gustado de la misma manera, sino que he sentido una neta preferencia por algunos títulos.

Leer su libro Machado de Assis representaba para mi un máximo de placer potencial porque debo decir que gracias a él descubrí a este autor brasileño portentoso que es Joaquim Machado de Assis. Entonces reunir dos escritores que me gustan, me parecía el colmo de lo que se puede esperar de una lectura, pero me he llevado una decepción.

Es un libro sobre las impresiones de lectura de Don Jorge Edwards sobre algunos libros de Machado de Assis en la primera parte y en la segunda parte tenemos extractos de la obra de Machado con una traducción del propio Jorge Edwards del portugués seguidos del mismo texto, pero el original.

Según el escritor Edwards, existe un paralelismo (que yo no había vislumbrado) entre Kafka y Machado : la comparación con Kafka era desconcertante, pero no dejaba de tener un lado sugerente. Quizá la extrañeza más bien tranquila de los textos machadianos, acompañada de cierta crueldad, de un carácter implacable y frío de la visión, frialdad acompañada de un temblor profundo, de un aire inquietante, podían justificar el paralelo. Machado de Assis, después de salir del sentimentalismo dulzón, más bien lacrimoso, del Romanticismo en versión iberoamericana, había asumido la mirada distante e irónica y a la vez comprometida, de la novela moderna. Era un precursor de la modernidad en literatura, como Laurence Sterne , como Cervantes en el Quijote y en algunas de las novelas ejemplares.

Dice Edwards que en la literatura iberoamericana, el caso más interesante de invención de un narrador literario es el de Machado de Assis en los alrededores de 1880 y de sus 40 años de edad, en los momentos de crear su Brás Cubas. Inventar un narrador lúcido, libre, dotado de sentido del humor y de ideas personales, no impostadas ni copiadas, que cuenta desde una distancia, que sabe combinar la frialdad con la pasión, no era absoluto fácil en la América de lengua española o portuguesa del XIX (pg 53).

Machado de Assis es otro escritor del yo, en la línea iniciada por Montaigne en el siglo XVI. Se narra a si mismo desde diversos puntos de vista, con máscaras diferentes, cambiantes, entre bromas y veras. Parte de su magia continua, de su juego, consiste en cambiar de máscara con un pase rápido (pg 65).

El último párrafo me gustó : fue uno de los grandes cuentistas de América Latina y de toda la lengua portuguesa. Y una mezcla fascinante, en novela, de memorialista, ensayista y autor de ficciones. Su vigencia moderna es enorme y está, por lo tanto, destinado a ser redescubierto, releído, reexaminado a cada rato, a cada vuelta del camino.

 

MACHADO DE ASSIS, Ediciones Omega 2002,  ISBN 84-282-1258-9

Dossier 64 de Jussi Adler-Olsen

Afficher l'image d'origine Jussi Adler-Olsen est un écrivain danois (Copenhague 1950) qui fait partie du vaste groupe d’écrivains nordiques de polars. Il rencontre un grand succès puisqu’il a  été traduit dans plus de 40 langues !

Dossier 64 fait partie de la série d’enquêtes du Département V (et qu’en danois s’appelle Q, mais cela a été changé en français pour éviter toute grivoiserie éventuelle); c’est déjà un quatrième volume, paru au Danemark en 2010 où il fût la meilleure vente de l’année décrochant le meilleur Prix littéraire danois : le Prix du Club des Libraires. L’écrivain a prévu de publier une dizaine de volumes impliquant ce Département.

Les suspenses de Adler-Olsen sont à base « d’affaires classées et non résolues » sur fond de fascisme et d’humour danois que je découvre. Et Dossier 64 touche un sujet délicat et réel : les années d’eugénisme au Danemark. L’eugénisme danois est l’un des plus intéressants et énigmatiques au sein des pays nordiques: voici un pays européen, de l’Europe du Nord, qui vota  en 1929 la première loi de stérilisation  (deuxième pays après le canton de Vaud en Suisse), une pratique reconduite jusque dans les années 60. Puis l’eugénisme devient un enjeu politique avec l’arrivée au pouvoir des sociaux-démocrates en 1924.

Dossier 64 est un volume assez politique qui va impliquer cette période de l’Histoire puisqu’il se passe dans les années 50 pendant la jeunesse des femmes protagonistes de ce polar, puis dans les années 80 où s’opèrent plusieurs disparitions inexpliquées qui vont atterrir sur le bureau du commissaire chargé des cas irrésolus en 2010. L’usage du flash-back est incessant dans le roman, mais c’est bien articulé et ne gêne pas à la compréhension générale de l’affaire.

(L’îlot de Sprogø du roman existe bel et bien et il accueillit entre 1922 et 1967 une clinique eugéniste où des médecins stérilisèrent des femmes attardées, des filles-mères ou des prostituées. Une époque où le régime s’attaquait aux minorités et aux citoyens les plus fragiles: handicapés mentaux, minorités ethniques et cas sociaux).

Ce commissaire chargé du Département V est tout un personnage : c’est un flic un peu ours quoique tendre à l’intérieur, il s’appelle Carl Mørck et il a été nommé dans ce « placard »(sous- sol glauque et étroit) à la suite d’une affaire policière qui a mal tourné : lors d’un déplacement de routine un de ses collègues s’est fait tuer et l’autre est resté paraplégique. Mørck s’en est sorti parce qu’il est resté tétanisé, coincé et protégé sous le corps de son collègue et ami mort dans l’échauffourée. Le commissaire est taraudé en permanence par ce vécu.

Il travaille dans ce sous-sol avec deux acolytes complètement atypiques : le syrien Hafez-el-Assad et Rose, la spécialiste des réseaux. L’assistant syrien est un personnage étrange, c’est quelqu’un qui visiblement a des pouvoirs occultes (d’où vient-il?, qui est-il? que fait-il dans la police alors qu’il n’a subi aucune formation?). Quant à Rose, elle est polyfacétique, voire carrément schizophrène par moments. Mais cette équipe au global, est très performante. Il paraît qu’au fil des romans, on connaitra la vérité sur Assad.

Je ne dévoile en rien la trame du polar car sinon, j’enlève de l’intérêt pour une lecture éventuelle. J’ai eu du mal au début puis j’ai accroché, trouvant que l’intrigue était un peu trop théâtrale avec une mise en scène presque grotesque. En revanche, j’ai été intéressée par la découverte des danois et leur constante ironie, leur manque de hiérarchie dans les rapports au commissariat; la cocasserie incroyable des certaines situations comme par exemple quand l’auteur décrit l’épidémie de grippe et/ou de gastro qui sévit au sein de l’équipe. On ne dirait pas que ces nordiques pouvaient être aussi délurés.

Un mot sur l’excellence de la traduction de Caroline Berg qui a su rendre les dialogues aussi savoureux.

DOSSIER 64, Le Livre de Poche 34001, 2015 (J Adler Olsen 2010),  ISBN 978-2-253-09515-6

Mis documentos de Alejandro Zambra

Résultat de recherche d'images pour "alejandro zambra"Alejandro Zambra Infantas es un poeta y narrador chileno (Santiago 1975) que ha sido destacado como uno de los 39 mejores escritores latinoamericanos menores de 39 años (Bogotá) y también como uno de los 22 mejores escritores de lengua española de menos de 35 años, por la Revista británica Granta (Cambridge). Zambra es Licenciado en Literatura Hispánica con un Magister en España en filología . Hace parte  de la que llaman « generación Bogotá 39″.

Comenté en este blog dos libros suyos que me encantaron porque el hombre escribe bien sin ser  complicado, plantea claramente sus temas y puede ser muy « visual » y a veces divertido, siempre coloquial. En febrero 2015 publiqué un billete sobre Bonsái y en julio 2015 sobre La vida privada de los árboles. Quisiera leerle todo lo publicado y ya hice un pedido para que me lo manden desde Chile, estoy curiosa por leerle el ensayo No Leer que  es una recopilación de artículos sobre lo que le gusta tanto y también me gusta tanto : la lectura.

Los temas de Zambra se repiten, pero se leen con empatía por la calidad de su escritura y por la dosis de sentimientos que acarrean y que provocan en el lectorado. Alejandro Zambra escribe sobre sus recuerdos, sobre literatura, sobre tecnologías hoy en desuso, sobre la clase media chilena, sobre la dificultad de establecer relaciones amorosas duraderas.

Mis documentos me ha encantado. Lo llamó así con respecto a la carpeta en el escritorio del ordenador, objeto que hace parte del relato porque es un objeto imprescindible para el escritor. Mis documentos comprende 3 capítulos que contienen 11 cuentos o relatos que mezclan probables recuerdos personales, muchos de ellos durante sus estudios. El lenguaje es claro, el mensaje directo y hay bastante « feeling ». Es un escritor con « ángel » que se  merece todo lo laudatorio que se lee por ahí. Sus obras son siempre cortas, pero tiene razón porque va al grano y elude la pesadez en la prosa o la redundancia. Difícil hacer la parte de lo autobiográfico, ficcional o la mezcla de los dos : ese es el talento de Zambra que vive  dentro de su burbuja : la literatura.

Hay un cuento muy bonito : Camilo, que me hizo reír a carcajadas cuando Camilo, haciendo el papel de hermano mayor trata de explicar al narrador (que es mucho más joven e inexperto) cómo se debe conquistar a una mujer por teléfono…está narrado de manera tan sencilla y directa que la carcajada brota  estrepitosa.

Todos los cuentos me han gustado sin destacar ninguno en particular. Hay mucha referencia a la literatura lo que debe reflejar los gustos de Zambra y su afán infinito de leer y cultivarse. El escritor es bastante florentino con sus opiniones sobre otros escritores (dice las cosas indirectamente, pero se adivina la crítica mordaz aunque no viperina) y me hizo sonreír página137  con una apreciación sobre Roberto Ampuero (...pienso que nos encaminamos a un mundo de mierda donde todas las canciones las canta Diego Torres y todas las novelas las escribe Roberto Ampuero y en todas las películas actúa Robin Williams…). (Cuidado muchacho, que no te ahogue la soberbia porque hay que aceptar los estratos en la escritura porque lo importante es que la gente lea, estás hablando de un autor que vende mucho, o sea, que gusta mucho. Mira que si la « literatura » no se vende, la gran mayoría de los escritores se moriría de hambre). Hay otra alusión, poco clara en la página 132 sobre Clarice Lispector la escritora brasileña(…el peligro de hacer un Clarice Lispector...¿cuál será el peligro para Zambra?), una escritora que descubrí hace poco y que no me gustó nada porque la encontré « neurótica » (aunque le he leído un solo libro) .

Un párrafo me gustó, página 194…el escritor no entendía por qué ella le contaba todo esto, como si no supiera que esa es la manera como la gente se conoce, contándose cosas que no vienen a cuento, soltando las palabras alegremente, irresponsablemente, hasta llegar a territorios peligrosos, a lugares donde las palabras necesitan el barniz del silencio.

Encuentro que este joven escritor ha encontrado un estilo que le es propio, una voz muy personal que irradia una luz aparte en el ámbito chileno.

.

MIS DOCUMENTOS, Anagrama 2014,  ISBN 978-84-339-9771-5

L’étrange bibliothèque d’Haruki Murakami

Résultat de recherche d'images pour "haruki murakami"Haruki Murakami est un écrivain japonais (Kyoto 1949), auteur de best sellers et pressenti pour le Nobel de Littérature depuis dix ans. Il a été traduit à plus de 50 langues et édité à des millions d’exemplaires. En dehors de la publication de romans, Murakami est traducteur de l’anglais au japonais et il publie aussi comme essayiste sur des sujets d’actualité. Au plan personnel c’est un passionné des chats et de la musique de jazz.

Son style se rapproche de la littérature post moderniste avec du réalisme magique et une touche picaresque teintée de romantisme ou de surréalisme. Ses enquêtes policières se teintent aussi de fantastique ou de science fiction.

Il évoque dans ses romans des thèmes existentiels tels que la solitude, l’incommunicabilité, l’aliénation au sein des sociétés capitalistes. Dans ses livres on retrouve les pensées d’êtres à la recherche de leur identité et abordant l’existence avec un certain malaise. L’attitude prévalente des personnages chez Murakami est le détachement, une indolence faite de désenchantement ou de désillusion : le fatalisme zen.

C’est un auteur déroutant qui sait allier le mélange du plus pur et précis réalisme avec une touche de fantaisie teintée d’onirisme. J’apprécie ses livres et il me surprend à chaque fois. Dans ce blog j’ai publié un billet en décembre 2015 sur L’incolore Tsukuru Tazaki et un autre billet en juin 2016 sur Saules aveugles, femme endormie; livres qui m’ont plu. Mon préféré reste Kafka sur le rivage probablement parce que ce fut LA découverte de Murakami avec sa « patte » si spéciale.

L’étrange bibliothèque est une nouvelle inédite ou une fable qui resume bien son style. Au delà de la nouvelle il y a un conte philosophique; il m’a semblé que c’est un récit d’initiation à la vie d’adulte avec une sortie fracassante du monde ouaté et surprotégé de l’enfance. Ce petit livre, en format poche est luxueusement illustré par une artiste allemande, Kat Menschik, qui a déjà travaillé trois fois avec Murakami et dont les dessins assez  inquiétants et oniriques collent bien avec la littérature de Mr Murakami.

En résumé, c’est l’histoire d’un jeune garçon (âge non précisé) qui s’arrête sur le chemin de retour de l’école pour rendre à la bibliothèque municipale deux livres empruntés, en temps et en heure. Cela nous donne quelques renseignements en passant sur le jeune garçon : il est poli (il frappe aux portes), il est ponctuel, il est soigné de sa personne (il porte des chaussures de prix), il est avide d’apprendre, il est respectueux et discipliné, il adore son étourneau apprivoisé.  Que de connotations positives.

Mais si on regarde de plus près, on s’étonne d’apprendre les titres des deux livres précédemment empruntés par le jeune garçon : Comment construire un sous- marin et Souvenirs d’un berger. Cela ne vous étonne pas? alors qu’il y a tellement de littérature plus apte à sa soi disant soif de savoir. Il me semble que derrière ceci il y a de sa part un certain désir transgresseur, celui d’aller trop vite en besogne, celui de vouloir pénétrer de façon fracassante dans le monde des adultes, celui d’épater son monde. Et quand, pris de court, il annonce le titre du livre qu’il souhaite lire par la suite, les bras m’en tombent : il veut lire sur la récollection des impôts dans l’Empire turc ottoman ! Non, mais il se paye la tête du monde ce gamin, il a du toupet ! Et de plus c’est un mensonge avec préméditation, c’est une idée qui lui était venue en marchant sur le chemin de l’école. A partir de ce moment, il devra assumer ses options et réaliser un parcours difficile semé d’embûches, non dénué de cruauté voire d’acte de cannibalisme !(l’absorption à la paille de sa masse encéphalique, mousseuse à souhait car riche en connaissances fraîches,  par son geôlier de la salle 107). Ce conte devrait faire les délices des enfants car ils aiment la cruauté et la frayeur dans les contes.

Lorsque le gamin aura compris qu’il est bel et bien englué dans une toile d’araignée, il va comprendre qu’il lui faudra ruser pour s’en sortir. Et il s’en sortira par ses propres moyens, aidé par les personnages qu’il aura appris à imaginer et à apprivoiser autour de lui , l’homme-mouton pourrait être le dédoublement de sa conscience.

Aïe, n’arrive pas à la connaissance qui veut, ni s’arrive à l’âge adulte sans égratignures.

Les illustrations sont assez somptueuses mais j’ai été surprise de voir l’illustration de l’homme-mouton par un homme-bélier. Aussi j’ai été épatée par les menus servis à l’enfant dans sa geôle, menus pas du tout japonisants mais occidentaux et traduisant la bonne culture gastronomique de Murakami qui a vécu longtemps à l’étranger.

Très bonne lecture, un condensé du monde murakamien (…l’homme-mouton est un personnage récurrent dans ses livres) avec une fin assez nostalgique et qui peut avoir deux niveaux de lecture.

L’ÉTRANGE BIBLIOTHÈQUE, 10/18 2016,   Belfond 2015 (HM 2005),  ISBN 978-2-264-06911-5

La verdad sobre el caso Savolta de Eduardo Mendoza

Afficher l'image d'origineEduardo Mendoza es un escritor español (Barcelona 1943) de novelas, ensayos y relatos. Es licenciado en Derecho con estudios de Sociología. Ganador del Premio Cervantes 2016 además de otros premios. Es un escritor que ha sido algo marginado porque escribe directamente sus libros en castellano y no en catalán.

Este autor hace parte de la llamada generación 50-60 española, llamada también « social-realista » o generación de los « novísimos » del 70 (junto con Félix de Azúa, Fernando Savater, Luis Antonio de Villena, Pedro Gimferrer, Juan Benet, Ana María Matute, etc). Fueron llamados « exquisitos » por haber querido romper con la tradición castiza y haberse querido inspirar del extranjero haciendo caso omiso de lo español.

Le he leído casi todos sus libros y publiqué en diciembre  2011 un billete sobre el libro Riña de gatos que le valió el Premio Planeta 2010 y que me gustó solo un poco.

Su hoy vasta obra literaria se inaugura justamente con este libro La verdad sobre el caso Savolta publicado en 1975 y cuyo título original era Los soldados de Cataluña (que hace referencia a una copla popular), título que fue censurado por los franquistas y  que se cambió a este. El libro fue coronado con el Premio de la Crítica 1976 y llevado al cine en 1980 por Antonio Drove con el mismo título, una película definitivamente política y laudatoria de  la clase obrera y sindicalista.

Este libro fue el tema de lectura de una reunión literaria de nuestro grupo a la cual no pude asistir, de modo que lo he leído mucho después y solita aunque recuerdo que fue bastante apreciado ( no es mi caso).

Afficher l'image d'origine

La verdad sobre el caso Savolta se sitúa en los años de lo que se denominó el pistolerismo, una práctica bajo el reinado de Alfonso XIII entre 1917 y 1923 utilizada por empresarios que contrataban pistoleros o forzudos para matar a sindicalistas o trabajadores con el objeto de frenar sus reivindicaciones. A su vez los trabajadores respondían contratando a hombres armados. Se supone que esta práctica costó unas 200 vidas entre los obreros y unas 20 entre los matones. Tiene su origen en las zonas industriales de la Barcelona de principios de siglo XX que vio crecer la CNT (Confederación Nacional del Trabajo), un sindicato anarquista.

El marco temporal de la narración de la novela corresponde al período convulsivo entre 1918-19,aunque el narrador menta los sucesos diez años después, en 1927. La novela fue escrita al final del franquismo y se ambienta en los años de la PGM; la noción de la « politiquería » que da Mendoza no ha cambiado un ápice, página 102 escribe…dentro de los partidos, la disciplina es inexistente. Los miembros se pelean entre si, se zancadillean y tratan de desprestigiarse los unos a los otros en una carrera disparatada por el poder que perjudica a todos y no beneficia a nadie...(beneficia solo a los políticos y compinches, por eso están dispuestos a todo por guardar el poder)

La temática de la novela : el enriquecimiento del empresario Savolta en la Barcelona de principios de siglo con la fabricación de armas destinadas a ser vendidas fraudulentamente en Europa. Esta fábrica había sido adquirida también de manera fraudulenta a un holandés y Savolta estaba rodeado de otros industriales y amigos corruptos. Todo este embrollo se situa cuando surgen las luchas sindicalistas con huelgas y desmanes graves. También surge el personaje de un francés inescrupuloso que se apoderará de la fábrica y la llevará a su pérdida. La novela ofrece un panorama interesante de la Barcelona de 1917 con detalles de la vida de los ricos industriales, de la clase obrera y de la ciudad emergente de Barcelona. Las diferencias sociales están magníficamente subrayadas.

El estilo de esta novela marcó en los años 75 un nuevo estilo literario al final del franquismo y el inicio de la democracia en un período que llamarán la transición española. En esta novela Mendoza expone y utiliza nuevas técnicas narrativas como la técnica suspensiva de Faulkner,  la novela negra americana,  la novela picaresca,  el esperpento « a la Valle-Inclán »(=género literario creado por Ramón del ValleInclán de la generación del 98, en el que se deforma la realidad), la huella de Baroja con su capacidad para crear personajes y su soltura para describir las situaciones y escenarios(=otro de la generación del 98) Y el recurso al folletín.(Mendoza vivía en EEUU cuando publicó esta novela, lo que explica su apertura a las nuevas técnicas más su regia formación personal con los clásicos castizos).

Los personajes de la novela tienen nombres muy simbólicos, nada se debe al azar, por ejemplo el personaje central de Javier Miranda es un hombre abúlico, un ser desarraigado, una marioneta inconsciente de todos los intereses, un testigo insolidario de la vida= Miranda, el que mira…El empresario Cladedeu es un personaje conservador cuyo nombre quiere decir « llave de Dios », es un hombre inflexible de buenos modales…el francés Lepprince se puede relacionar con el modelo del Príncipe Maquiavelo : un aire de misterio, amoral, trepador, frío y de inteligencia sinuosa…

Hay en la novela también algo de humor y de ironía, rasgos que se irán afianzando en la obra posterior de Mendoza; hay también bastante suspense y perspectivismo con el uso de diversos puntos de vista dentro de la narración a fin de mostrar la complejidad de lo que se intenta describir.

Mi opinión es que fue una lectura interesante porque el libro está muy bien escrito aunque me aburrí soberanamente con la primera parte hasta la secuencia 129 : es la parte que conlleva recuerdos, recortes, documentos judiciales porque surgían los personajes a salto de mata y no lograba concentrarme en cada personaje ni sabía a veces de quien se trataba. En cambio a partir de la secuencia 130 hasta el final, el relato se esclarece (aunque se cambia a menudo de narrador) y se pone lineal. Digamos que estoy satisfecha de haberla leído porque no lo había hecho, pero estuve contenta de zafarme del libro.

LA VERDAD SOBRE EL CASO…, Biblioteca de Bolsillo 1991, E Mendoza 1975,  ISBN 84-322-3018-9

Numéro 11 de Jonathan Coe

Afficher l'image d'origine

Jonathan Coe est un écrivain et mélomane britannique (Birmingham 1961) qui doit sa notoriété à son quatrième et excellent roman Testament à l’anglaise (1994). Le romancier aurait en tête l’idée d’écrire une série de livres mettant en scène les mêmes personnages, mais aussi d’écrire des romans se déroulant dans d’autres pays européens, en France par exemple, menant ainsi une sorte de vaste projet littéraire européen. C’est intéressant de savoir qu’en tant que romancier, il se sent plus européen que anglo-saxon.

Bien sûr que j’ai lu son Testament à l’anglaise lors de sa parution, il y a trop de temps pour donner un avis précis; j’avais beaucoup apprécié ce roman familial satirique sur la période thatchérienne.  Plus récemment j’ai lu La pluie avant qu’elle tombe (2007), livre excellent écrit sur un mode original où des secrets de famille vont resurgir à l’occasion d’un héritage ou comment les histoires se répètent souvent au sein des familles; il y a dans ce livre une description des paysages anglais qui m’avait enchanté. Puis La maison du sommeil (1997), Prix Médicis Etranger, un autre bon roman un peu comme dans La pluie avant qu’elle tombe : le temps qui passe et ses complications tordues; ici c’est un groupe de colocataires qui se fréquentent, avec une histoire d’amour parmi eux qui tardera 12 années à aboutir et qui sera lourde de conséquences. Les romans de Jonathan Coe baignent dans un humour très british qui les rend inégalables. La satire, cette vision si typiquement anglaise.

Numéro 11  (or Thales that Witness Madness, 2015) ce serait son 11è roman où le numéro 11 joue un rôle obsédant et répétitif dans les 5 chapitres du livre. C’est encore une fresque du Royaume Uni reflétant les profondes mutations de la société en raison des réformes thatchéristes et blairistes, c’est un state-of-the-nation-novel, un roman qui prend le pouls d’un pays déçu par l’option de Tony Blair vis-à-vis de la guerre en Irak, entre autres… Dans ce livre, Coe multiplie les clins d’oeil à ses livres précédents : déjà il ouvre le roman avec une citation de Testament à l’anglaise et nous retrouvons plusieurs personnages de la puissante famille Winshaw, toujours aussi odieux.

Page après page nous allons aborder toutes les plaies sociales et politiques du Royaume Uni: la spéculation immobilière, la santé à deux vitesses, les très-riches, le sous-emploi même pour les diplômés d’Oxford, le chômage, la pauvreté, l’affairisme à tout va, la malbouffe, etc.

C’est l’histoire de deux amies de milieux différents qui vont se perdre de vue avec pour chacune un vécu très différent. Elles vont se séparer à cause d’un malentendu pour finalement se rapprocher à nouveau. (l’histoire me rappelle celle de L’amie prodigieuse de Ferrante, avec cette amitié des deux filles si différentes qui défie le temps, mais bien sûr le contexte est différent…)

Dans les 5 chapitres il y aura des allusions constantes au numéro 11 : c’est un autre axe original de ce livre et qui se tient.

Ce roman a une fin totalement inattendue dans la mesure où nous allons basculer dans le fantastique mais de manière si géniale que on ressent vraiment de la peur. Il paraît que Jonathan Coe est arachnophobe (tout comme moi) ce qui a dû lui inspirer des pages à vous dresser les cheveux sur la tête.

Un bon roman sociétal qui  amuse, même s’il est un peu moins drôle que certains de ses romans et qui va vous tenir en haleine surtout à la fin. Quelle imagination et quel pouvoir pour capter les maux de l’époque.

NUMÉRO 11, Gallimard 2016,  ISBN 978-2-07-01-7839-1

El laberinto de la soledad de Octavio Paz

Afficher l'image d'origine

Octavio Paz fue un poeta, escritor, ensayista y diplomático mexicano (Ciudad de México 1914-1998). Recibió el Premio Nobel de Literatura en 1990. Su obra es extensa y abarcó géneros diversos con poemas, ensayos y traducciones. Estuvo casado en primeras nupcias con la escritora mexicana Elena Garro a quien le leí el excelente libro Los recuerdos del porvenir.

En 1945 llegó a Paris, donde permaneció hasta 1951 conociendo a los surrealistas y publicando en 1950 en Paris  El laberinto de la soledad, un ensayo antropológico sobre los pensamientos y la identidad mexicanos. La Biblioteca Cervantes de Paris lleva su nombre.

 2014 fue el Año de Octavio Paz en virtud de que el 31 de marzo 2014 se cumplieron 100 años del natalicio del escritor. Se destaca que sin la obra de Paz y sus aportaciones teóricas, sería difícil comprender la vida cultural de Hispanoamérica, y al igual que otros escritores como Juan Ramón Giménez, Vicente Huidobro, Cesar Vallejo o Pablo Neruda, abrió caminos para nuevas generaciones del siglo 21. La aportación intelectual del escritor abarca la filosofía, la poesía, el ensayo, la historia, el arte, las relaciones internacionales, la música y « a semejanza de los sabios griegos, trató de llegar a la totalidad del conocimiento ».

Sus premios son legión, además del Nobel, se le otorgó el Cervantes en 1981. Su obra ensayística es vasta y variada (28 títulos !).  Publiqué un billete en abril 2014 sobre el libro La llama doble,  un ensayo erudito sobre el amor, el sexo y el erotismo: un libro poderoso, interesante y docto; el amor… un tema privilegiado en la obra de Paz

El laberinto de la soledad fue escrito en Francia en 1949 y publicado en 1950 a los 35 años de edad, es su obra cumbre y un ensayo sobre la preocupación del autor entorno a la mexicanidad, a su psicología y a su moralidad. En esta obra Octavio Paz busca cuáles son los orígenes y las causas del comportamiento del ente mexicano en lo individual como en lo colectivo; hace un análisis psicológico del actuar del mexicano a través de las etapas históricas : la Conquista y la Colonia, la Reforma, la Revolución y la época contemporánea. Las preguntas que lo llevaron a escribir este libro son ¿quién soy yo? ¿de dónde vengo? Es un libro total que abarca la Historia, el amor, la tradición, la religión y el arte. El texto parte de una situación personal de soledad, de confusión, de desconcierto. Desde la confesión individual se comienza a ordenar el mundo; es un libro de iniciación donde Octavio Paz analiza su destino individual hasta llegar a examinar el destino del mexicano. Dice Octavio Paz en el apéndice del libro que la plenitud, la reunión, que es reposo y dicha, concordancia con el mundo, nos esperan al fin del laberinto de la soledad.

Se hizo una película en 1989 con el padre dominico Julián Pablo, un gran amigo de Buñuel, Paz y Fuentes.

Hoy en día este libro es un clásico en la educación escolar de los mexicanos y ha entrado en la imaginación colectiva de los lectores. En los años 50 el libro se leyó muy poco fuera de algunos intelectuales. Se necesitó llegar a 1968 para una mayor difusión y lectura; en 1969 Paz le agregó Postdata, un capítulo adicional pero que se convierte casi en un libro autónomo. A partir de los 70 el libro circula de manera masiva explicado ésto por la mini revolución del 68 y por la ampliación de la masa de lectores.

Es interesante destacar en contrapunto de esta obra importante aquella de Carlos Fuentes también publicada en los años 50, siendo Fuentes algo más joven que Paz, pero teniendo las mismas inquietudes en el mismo momento y viviendo en Paris en la misma época. Carlos Fuentes habla en su obra La región más transparente del laberinto que es  la ciudad de México donde se pierden los personajes y Octavio Paz retoma esta idea de laberinto. Pero el estilo de Paz es mucho más sencillo, menos críptico y barroco que el de Fuentes.

El libro El laberinto de la soledad tiene un epígrafe magnífico…en la incurable otredad que padece lo uno...; el libro es un ensayo que consta de 8 capítulos más un apéndice que Paz agregó en el año 1969 , intitulado Postdata basado en una conferencia pronunciada en la Universidad de Texas. El libro es una confesión y una declaración sobre la naturaleza y la constitución del ser mexicano, resultado de un largo proceso de mestizaje con el objetivo de entender la entidad nacional. Pero es una obra exploradora que va más allá del ente mexicano porque refleja también al latinoamericano y al mesoamericano. Es un capítulo que trata de modernizar el contenido del libro aportando luces sobre el México moderno. Es el capítulo que menos me interesó porque no soy ninguna experta en geopolítica mexicana.

Citaré algunos pasajes que me parecieron interesantes :

Dice Octavio Paz que la contemplación del horror, y aun la familiaridad y la complacencia en su trato, constituyen contrariamente uno de los rasgos más notables del carácter mexicano. Nuestro culto a la muerte es culto a la vida, del mismo modo que el amor, que es hambre de vida, es anhelo de muerte. El gusto por la autodestrucción no se deriva nada más de tendencias masoquistas, sino también de una cierta religiosidad. El mexicano se me aparece como un ser que se encierra y se preserva : máscara el rostro y máscara la sonrisa. Plantado en su arisca soledad, espinoso y cortés a un tiempo, todo le sirve para defenderse : el silencio y la palabra, la cortesía y el desprecio, la ironía y la resignación. Tan celoso de su intimidad como de la ajena, ni siquiera se atreve a rozar con los ojos al vecino…

La simulación que exige una invención activa y que se recrea a si misma a cada instante, es una de nuestras formas de conducta habituales. Mentimos por placer y fantasía, si, como todos los pueblos imaginativos, pero también para ocultarnos y ponernos al abrigo de intrusos. La mentira posee una importancia decisiva en nuestra vida cotidiana, en la política, el amor, la amistad. Con ella no pretendemos nada más engañar a los demás, sino a nosotros mismos

No solo nos disimulamos a nosotros mismos y nos hacemos transparentes y fantasmales; también disimulamos la existencia de nuestros semejantes. No quiero decir que los ignoremos o los hagamos menos, actos deliberados y soberbios. Los disimulamos de manera más definitiva y radical : los ninguneamos. El ninguneo es una operación que consiste en hacer de Alguien, Ninguno. La nada de pronto se individualiza, se hace cuerpo y ojos, se hace Ninguno.

¡Viva México, hijos de la Chingada ! frase que refleja toda la angustiosa tensión que habita a los mexicanos. ¿Quien es la Chingada? Ante todo, es la Madre. Es una de las representaciones mexicanas de la Maternidad, es la madre que ha sufrido, metafórica o realmente, la acción corrosiva e infamante implícita en el verbo que da nombre. En México los significados de la palabra son innumerables. Es una voz mágica. Basta un cambio de tono, una inflexión apenas, para que el sentido varie. Hay tantos matices como entonaciones : tantos significados como sentimientos. Pero la pluralidad de significaciones no impide que la idea de agresión se presente siempre como significado último. El verbo denota violencia, salir de si mismo y penetrar por la fuerza en otro. La idea de romper y de abrir reaparece en casi  todas las expresiones. La voz está teñida de sexualidad, pero no es sinónima del acto sexual. El que chinga jamás lo hace con el consentimiento de la chingada. Lo chingado es lo pasivo, lo inerte y abierto, por oposición a lo que chinga, que es agresivo, activo y cerrado. La relación entre ambos es violenta, determinada por el poder cínico del primero y la impotencia de la otra. El poder mágico de la palabra se intensifica por su carácter prohibido. Nadie la dice en público. Es una voz que sólo se oye entre hombres, o en las grandes fiestas. Al gritarla, rompemos un velo de pudor, de silencio o de hipocresía. Nos manifestamos tales como somos de verdad. Las malas palabras son proyectiles o cuchillos. Desgarran.

A propósito de la Conquista…a pesar de las contradicciones que la constituyen, la Conquista es un hecho histórico destinado a crear una unidad de la pluralidad cultural y política precortesiana. Frente a la variedad de razas, lenguas, tendencias y Estados del mundo prehispánico, los españoles postulan un solo idioma, una sola fe, un solo Señor. Si México nace en el siglo XVI, hay que convenir que es hijo de una doble violencia imperial y unitaria : la de los aztecas y la de los españoles. El bautizo ofrecía a los indios la posibilidad de formar parte, por la virtud de la consagración, de un orden y de una iglesia. Por la fe católica los indios, en situación de orfandad, rotos los lazos con sus antiguas culturas, muertos sus dioses tanto como sus ciudades, encuentran un lugar en el mundo. Esa posibilidad de pertenecer a un orden vivo y encontrar un sitio en el Cosmos. La huída de los dioses y la muerte de los jefes habían dejado al indígena en una soledad tan completa como difícil de imaginar para un hombre moderno.

Imposible citar todo porque este libro es muy rico en contenido, interesante, esclarecedor, bastante cartesiano y por ende afrancesado, contrastando con la escritura críptica y barroca, sobre el mismo tema, de Carlos Fuentes. En una conferencia del año 2000 del brillante catedrático Alejandro Rossi, el orador concluía diciendo que El laberinto de la soledad es esencialmente un mito ordenador y al mismo tiempo una hazaña poética y un altísimo despliegue de inteligencia. Todo está dicho.

EL LABERINTO…, Fondo de Cultura Económica (Mexico)1996, O Paz 1950, ISBN 968-16-3937-5