Negra espalda del tiempo de Javier Marías

Afficher l'image d'origine Javier Marías es un escritor español (Madrid 1951), también traductor y editor. Estudió Filosofía y Letras (rama de la Filología inglesa). Es miembro de la RAE desde 2006, ( su padre, el filósofo Julián Marías también integró la RAE en 1964 ). Enseñó en Oxford por los años 1983-85. Fue incorporado en 2011 a la colección Modern Classics de Penguin, siendo el sexto autor en lengua española después de Borges, García Lorca, García Márquez, Neruda y Octavio Paz. Marías es un punto de referencia del denominado Hibridismo Genérico, ya utilizado por Cervantes en el Quijote y conocido también como  novela total. Posee una vastísima bibliografía y muchos premios, por algún libro en particular o por su obra en general.

Este es el quinto libro de él que comento en este blog. No es un autor que me guste porque  lo encuentro  muy denso y sus  escarceos entre ficción y realidad no me gustan, encuentro que  toma el pelo al lector a su real gusto. En cambio le reconozco la  calidad de sus escritos, con una prosa excelente y también el hecho de situarnos plenamente dentro de la literatura en su máxima expresión.

La novela Todas las almas (1989) la comenté en mayo del 2012 y  la encontré interesante por lo que ella desvelaba sobre la Tayloriana u Oxford, donde Marías enseñó durante 2 años. Me gustó la novela aunque el límite entre ficción y realidad no está nada claro. Muchos creyeron que el libro era una novela en clave donde cada personaje representaba a un personaje real, pero no es tan fácil.

Negra espalda del tiempo (1998) con Todas las almas (1989) y Tu rostro mañana (2009, una compilación de 3 obras) hacen parte de un ciclo, llamado el Ciclo de Oxford, porque son obras entrelazadas.

Cuando supe que Negra espalda del tiempo era la concatenación de Todas las almas, quise leerla para entender mejor el mensaje de la novela anterior. Pero no fue así porque mi confusión es aún mayor, por no decir peor ya que al lado de fragmentos estrictamente personales, hay una permanente digresión sobre autores y hechos (reales o ficticios, ni lo sé) que me fatigó y me dejó aún más perpleja. Alguien escribió por ahí que tenemos el pensamiento literario de Javier Marías con sus errabundias y retornillos. Eso mismo.

El título Negra espalda del tiempo emana también de una frase de W. Shakespeare (que estaría tomada de La Tempestad), como en Todas las almas. La novela retoma ciertos personajes de la novela anterior y trata de arreglar cuentas introduciendo historias alrededor de personajes literarios o extraliterarios creando un verdadero caos narrativo, una digresión permanente quitándole interés didáctico al relato (para mi).

Se dice que Negra espalda del tiempo sería la obra más ambiciosa de Marías, que el escritor califica de falsa novela, un género híbrido y flexible y un término amplio, una obra de ficción donde todo parece autobiográfico. En una entrevista el autor se negó a comentar el libro diciendo que tenía pudor para hablar de cuestiones que « pueden ser escritas, pero no comentadas en público« .

Al cabo de cierto tiempo de la publicación de Todas las almas, el mundo ficcional descripto por Marías empezó a invadir su realidad cotidiana, de manera que aquel material ficticio pareció irse volviendo real y el autor sintió la necesidad de explicarse.  En otros términos, el autor se propuso novelar sus propias experiencias tras publicar Todas las Almas. El resultado es este libro que no explica absolutamente nada, sino que deja aún más atónito al lector. Hay en el libro 21 capítulos sin numerar y en el primero, Javier Marías hace una declaración de principios donde se presenta como el narrador y nos dice que va a relatar lo que ocurrió, pero también lo que no ocurrió en Todas las almas (¿nos está tomando el pelo, eh?). En realidad es un juego literario donde casi todo lo que cuenta Marías es ficcional, pero con material real y personas que han existido. Todo el juego es pura y mera literatura. Hay una ruptura en la dimensión espacio-temporal con historias extradiegéticas que inducen al lector a la confusión; hay también constantes monólogos interiores con valor emotivo y subjetivo.

La hispanista María Teresa Ibáñez escribió que Negra espalda del tiempo aparece como un libro de cuentos enlazados de la forma más natural; cuando aparece un cambio temático, surge otra historia que se enlaza al ritmo existente de forma automática.

Esta novela narrada por un personaje llamado Javier Marías cuenta tres historias : 1) la explicación de la novela Todas las almas en cuanto a las relaciones entre ficción y realidad y el hecho que el libro fue considerado como una novela en clave donde cada personaje representa a una persona real;  2) retratos de novelistas como Ewart o el aventurero Oloff de Wet, ambos conectados con John Gawsworth (poeta inglés) introduciéndonos a la historia de la isla de Redonda, mero reino literario del cual Javier Marías es el actual monarca;  3) aspectos de la historia personal del narrador y de su familia especialmente la muerte de su madre y de su hermano Julianín.

La muerte es una obsesión en la obra de este autor y el concepto del tiempo como negra espalda se desarrolla y adquiere toda su significación en el intento de explicar el sentido de la vida. Javier Marías nos hace una enumeración de muertes extrañas y el lector capta la fascinación (o el horror) del escritor frente a este tema (página 199…fue eso lo peor para los vivos, la estela imparable como una cicatriz blanca y voraz sobre el océano, la manifestación demasiado visible del tiempo que nunca aguarda y va más rápido que las voluntades, sean de tregua o de salvación o espera, haciendo así que todo quede inconcluso; y la imparable conciencia de que la única forma de perturbar al tiempo es morir y salirse de él). Pero lo esencial de esta novela reside en el acto mismo de escribir (la escritura en sí es la protagonista que cruza el presente y el pasado) porque la memoria, o sea, escribir sobre el pasado es la única manera de evitar el olvido y la muerte recompone el pasado dando vida a los muertos. También tenemos un elemento extraño con los destinos excepcionales de ciertos escritores, y el tema del Reino de Redonda, la minúscula isla antillana de la cual MP Shiel fue el primer soberano (y Marías el actual).

El escritor Marías no es nada benevolente, con nadie. De España misma nos dice…daba yo por entonces clases de Teoría de la Traducción en la Universidad Complutense de Madrid, algo accidental asimismo y que duró cuatro cursos – jamás pensé dedicarme a la sufrida docencia plagada de zancadillas e intrigas -, después de varios años errabundos no sólo en Oxford sino también cerca de Boston y en Venecia. Tanto me desagradaba el ambiente universitario español y sus mezquindadesaún puedo ser agradable (sé que puedo serlo pero no siempre quiero, y nunca quiero serlo con la mucha gente de mi país que es desagradable y venenosa y malpensada siempre : demasiados calumniadores durante demasiado tiempo en este territorio de saña que la muerte atraviesa con herrumbrosas lenguas haciendo brotar las sombras más sombrías sin apenas tregua) (Hmm, Hmm, para decirlo musitando como en Oxford). Y sobre Oxford…nadie pasa contando y menos en la ciudad de Oxford, donde casi nada se ignora y lo que se ignora se crea y si no se inventa…quizá no tuve lo bastante en cuenta que es un lugar muy cerrado y que se alimenta sólo de sí mismo, a la vez señorial y docto y provinciano…en Oxford se espía todo y a todo el mundo y además se cuenta.

Para terminar, una muestra de lo densa, pesada, aunque bella prosa de Marías :  Quizá sea más bien que nada es nunca sin mezcla y que el ansia de totalidad nunca se cumple, porque acaso sea un anhelo falso. Nada es íntegro ni de una pieza, sino todo quebradizo y envenenado, corren venas de apaciguamiento por el cuerpo de la guerra y el odio se infiltra en los amores y las compasiones, la tregua en el lodazal de plomo y la bala en los entusiasmos, nada soporta ser único ni prevalecer ni ser dominante y todo necesita fisuras y grietas, o su negación simultánea con su existencia. Y así nunca se sabe nada a ciencia cierta, y se cuenta todo figuradamente. Si a Ustedes les gusta el estilo, muy bien. A mi no. Me gustan las cosas más claras, menos solapadas. (En francés diríamos pourquoi faire simple quand on peut faire compliqué?).

NEGRA ESPALDA DEL TIEMPO, Alfaguara 1998,  ISBN 84-204-8383-4

Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s