Archives de tags | literatura mexicana

Una novela criminal de Jorge Volpi

Résultat de recherche d'images pour "una novela criminal jorge volpi"

Jorge Volpi Escalante es un escritor mexicano nacido en 1968, integrante del grupo literario  llamado del « crack mexicano », un grupo de escritores coetáneos  en ruptura con un tipo de escritura « light » y que tienden a cierto cosmopolitismo literario. Volpi acumula numerosos premios  y su estilo se interesa más al fondo que a la forma, con una neta predilección en su temática por la política y la ciencia. Se dice que Volpi hace de la « ciencia fusión » en sus libros.

Prácticamente cada uno de sus libros ha sido premiado. Recibió en Chile el Premio José Donoso 2009 por el conjunto de su obra. Por su libro En busca de Klingsor  ha recibido nada menos que 4 premios, de los cuales el Premio Biblioteca Breve 1999 : es su novela más difundida que hace parte de una « trilogía del siglo XX » junto con El fin de la locura y No será la tierra.

Una novela criminal (2018) es el octavo libro de este autor que comento en el blog, un autor interesante por lo bien  documentado y lo variopinto de sus temas, esta vez  habría necesitado unos 3 años de investigación y ha sido otro de sus libros premiado, esta vez con el Premio Alfaguara del mismo año; Volpi presentó el manuscrito bajo el pseudónimo de G. Fuchs.

Es una novela documental o no-ficcional que relata el caso mediático del mexicano Israel Vallarta y de la francesa Florence Cassez, ambos acusados de secuestros perpetrados en México en 2005, en plena guerra del gobierno contra los narcotraficantes y México sumido a una violencia ciudadana inaudita.

Para calmar a la población y encontrar un chivo expiatorio, el gobierno, la policía, los medios de la TV nacional armaron un montaje donde Vallarta y Cassez eran « los malos », los organizadores de secuestros en una filmación difundida a la mejor hora de escucha.

Pero Florence Cassez era francesa y fue apresada sin respetar la ley internacional, fue maltratada y condenada, sin juicio a casi 96 años de cárcel que fueron reducidos a 60.

En cuanto a Israel Vallarta, quien fuera un momento su pareja, aún sigue en la cárcel y aún no lo han juzgado…

La diferencia es que Cassez tuvo a los mejores defensores mexicanos y franceses y que el ex-presidente Sarkozy se interesó en su caso e hizo lo que pudo por liberarla. El Señor Vallarta no ha tenido defensores ni siquiera juicio y sigue en la cárcel así como otros parientes suyos.

Jurídicamente este caso es un verdadero desastre. Abundan las falsas noticias, las falsas declaraciones, los falsos testigos y un comportamiento decididamente bestial de la parte de las fuerzas del orden sin que jamás hayan sido juzgados por las múltiples vejaciones y la tortura sufridas por los supuestos secuestradores. Ambos han clamado siempre su inocencia.

Escribe Volpi página 38 que el sistema de justicia mexicano no sólo estaba (y está) dominado por una arquitectura institucional abstrusa e ineficiente, sino por una corrupción abismal y una aberrante manipulación política, así como por el uso indiscriminado de la tortura, todo lo cual impedía (e impide) cualquier aproximación a la verdad.

Hay aún partes totalmente oscuras en el caso Vallarta-Cassez. Y el escritor Volpi, que tiene una formación de abogado, las pasa al lector sin ninguna interpretación ni comentario. El libro es pesado en aclaraciones y expedientes y el lector se da cuenta de la monstruosidad de la falencia mexicana.

Un libro de casi 500 páginas que se lee como un thriller a pesar de la sobreabundancia de datos. Terrorífico.

UNA NOVELA CRIMINAL, Alfaguara 2018,  ISBN 978-84-204-3227-4

Pedro Páramo de Juan Rulfo

Résultat de recherche d'images pour "juan rulfo"Juan Rulfo es el nombre de pluma de Juan Nepomuceno Carlos Pérez-Rulfo Vizcaíno, un gran escritor, guionista y fotógrafo mexicano (Pulco, localidad de Jalisco 1917-México DF 1986). Rulfo estudió Filosofía y Letras. El autor nos dejó sólo dos obras Pedro Páramo y El llano en llamas, un notable compendio de cuentos publicado en 1953.

Pedro Páramo (1955) es su única y primera novela, escrita en 5 meses, pero que estaba en gestación desde 1947 cuando Rulfo la menciona a su esposa en dos cartas y con el título de Una estrella junto a la luna, una bella frase que encontraremos en la novela Pedro Páramo; más tarde la llamará Los murmullos para finalizar con Pedro Páramo.

Tenemos una obra importante, densa, compleja, un arquetipo de narración in media res, un primer texto  del realismo mágico, una obra faro en el desarrollo de este género, un libro ensalzado por literatos de primer orden como Carlos Fuentes, Gabriel García Márquez, Jorge Luis Borges. La obra está incluída en la lista de las 100 mejores novelas en español del siglo XX por el diario El Mundo de España.

LA OBRA :

Elementos paratextuales : Pedro Páramo nos envía desde el título un mensaje sub liminal. Pedro viene de piedra, de dureza, de aridez, de mineral y la palabra piedra aparece 10 veces en la novela. El vocablo páramo nos lleva a un paisaje yermo, estéril, inhabitado y generalmente elevado.

El pueblo de Comala conlleva un simbolismo porque situado sobre las laderas del volcán Fuego de Colima y colima en nahuatl quiere decir « el lugar sobre las brasas » lo que nos sitúa desde un comienzo con el elemento fuego y por ende, con las llamas del infierno; en cuanto a Comala, provendría también del nahuatl (comali, comal = un disco de barro cóncavo sobre el que se cuecen las tortillas). Según el autor, Comala tiene algunas semejanzas con Jalisco, pueblo donde vivió Rulfo.

El libro no tiene ningún orden cronológico sino que consta de unos 70 fragmentos sin ilación, separados por blancos activos o pausas. Con la lectura de estos fragmentos el lector (a duras penas) irá reconstituyendo la historia de Comala y de Pedro Páramo.

En el libro hay dos espacios narrativos o dos cuentos centrales o dos tramas paralelas : el de Pedro Páramo (que llamaremos PP para más comodidad) y el de Juan Preciado. Dentro de estas dos temáticas centrales hay varios cuentos menores intercalados en los cuentos centrales como por ejemplo la relación de Juan Preciado con su madre, la relación de PP con Susana San Juan, la relación de PP con sus hombres de armas, etc. Este procedimiento descoloca al lector que se detiene y empieza a releer lo leído para entender el texto.

Con los fragmentos cambian las voces narrativas y la historia : hay una primera persona narrativa que corresponde a Juan Preciado y una tercera persona que narra la vida de Pedro Páramo y de un Comala edénico. Tenemos también un monólogo interior (Susana San Juan) y fragmentos intercalados (Doloritas Preciado).

LA TRAMA:

El libro parte con el viaje de Juan Preciado hacia Comala en búsqueda de su padre Pedro Páramo que desposó a Doloritas Preciado sin amor, solo por codicia, por apoderarse de sus tierras y porque a ella le debía las mayores sumas de dinero. Al morir Doloritas, le pide a su hijo Juan que vuelva a Comala para exigir a su padre que le devuelva lo suyo. PP fue pobre y poco a poco se fue adueñando de todas las tierras aledañas hasta convertirse en un cacique poderoso y cruel que además exigía el derecho de pernada a las mujeres del pueblo.

Juan Preciado llega al pueblo que parece inhabitado y en sus cercanías cruza a un arriero que lo guiará  y le dará consejos para encontrar cobijo en casa de Eduviges. El arriero se llama Abundio y le dice a Juan que él también es un hijo de PP, como todos los del pueblo.

En Comala Juan toca la puerta de doña Eduviges Dyada y aquí comienzan las cosas fantasmagóricas porque poco a poco iremos entendiendo que Juan Preciado llegó al reino de los muertos, pero no sabemos si él mismo está muerto,  es otro espectro más o está aún vivo. Juan Preciado llama a una imaginaria puerta de aire y recibe el permiso de entrar al inframundo. Desde que Juan Preciado entra en Comala siente sueño y a partir de ese momento ni él ni el lector saben lo que le sucede, lo que siente, si es real u onírico, si es una sombra o se trata de un muerto. Eduviges juega el rol de medium que permite de comunicar con las ánimas y con los que aún están en su cuerpo físico. ¿Es que Juan Preciado ya estaba muerto y es su teyolia (=su espíritu) que llega a Comala o es que se va a morir de espanto cuando comprenda que está rodeado de muertos? En la novela Pedro Páramo se convive con los muertos : convive el protagonista, convive el lector y conviven los muertos entre ellos.

Al mismo tiempo, y a salto de mata, iremos conociendo la vida de PP y de muchos otros personajes de Comala que van a dar vida a la memoria colectiva del pueblo. Los personajes secundarios están envueltos en una culpa que los devuelve al barro primigenio y a la soledad eterna. Sólo conocen la felicidad en los sueños y en ese pasado remoto cuando Comala fue un paraíso o casi. Por los fragmentos intercalados de Doloritas Preciado sabremos que otrora el pueblo de Comala fue un lugar edénico, lleno de vida, de colores y de olores. Esto resaltará con una prosa lírica preciosa hecha de pocas palabras y con vocablos que se repiten.

¿Qué entendemos con el viaje de Juan? Que Juan Preciado realiza un viaje iniciático, una experiencia y una verdadera bajada a los infiernos con la llegada a Comala. Que Comala está lleno de fantasmas que cobran vida para luego desvanecerse, pero que murmuran, que parecen, que aparentan y que no hay posibilidad de salvación para nadie (fatalismo). Que Juan Preciado parte en pos de un padre que no conoció, o sea, que parte en pos de su propia identidad. Comala es un infierno, pero otrora fue un paraíso, hoy perdido.

LIRISMO EN LA OBRA :

En la reverberación del sol, la llanura parecía una laguna transparente, deshecha en vapores por donde se traslucía un horizonte gris. Y más allá, una línea de montañas. Y todavía más allá, la más remota lejanía…Al recorrerse las nubes, el sol sacaba luz a las piedras, irisaba todo de colores, se bebía el agua de la tierra, jugaba con el aire dándole brillo a las hojas con que jugaba el aire… Llanuras verdes. Ver subir y bajar el horizonte con el viento que mueve las espigas, el rizar de la tarde con una lluvia de triples rizos. El color de la tierra, el olor de la alfalfa y del pan. Un pueblo que huele a miel derramada…Por el techo abierto al cielo vi pasar parvadas de tordos, esos pájaros que vuelan al atardecer antes de que la oscuridad les cierre los caminos. Luego, unas cuantas nubes ya desmenuzadas por el viento que viene a llevarse el día…



Es un libro de lectura difícil porque están rotas las constantes del espacio y del tiempo que no es lineal. Don Juan Rulfo dijo  que se necesita leer el libro tres veces para entenderlo mejor…y que habrán tantas versiones como lectores del libro. Dijo también en una entrevista de 45 min. concedida a RTVE en 1977 (« A fondo » con Joaquín Soler Serrano) que sus personajes eran irracionales y en constantes contradicciones. Por eso el lector se siente tan perdido por momentos como Juan Preciado en Comala. Es un libro que conlleva humor a pesar del tema, por ejemplo cuando el padre Rentería se pone a contar santos para dormir, como otro contaría ovejas o cuando los revolucionarios están levantados y no saben por qué o los comentarios entre los espectros para decir cuan grata es la muerte sin el peso de la consciencia que es una pesadez porque en la tumba hay recuerdos, pero no hay remordimientos…

Cabe destacar también que en Pedro Páramo hay una crítica abierta hacia la religión católica que se pliega al dinero y no a los pobres necesitados. La Iglesia y sus representantes han condenado a todo un pueblo a vagar penando eternamente. Es una religiosidad injusta que manda al infierno a todo aquel que no puede comprar su salvación.

En Pedro Páramo hay muchos centros de interés: Rulfo hace una síntesis del atavismo mexicano con la descripción de la sociedad rural, arcaica y feudal. Es una novela social sobre un México profundo con sus costumbres, sus creencias, sus supersticiones. Pero también una novela histórica con alusiones a la Revolución Mexicana de los años 1910-1920 y a la Insurrección de los Cristeros (1926-28). Y es un texto muy poético con algunos párrafos de una belleza casi hiperestésica. El texto tiene algo del género fantástico porque el relato es un flujo permanente entre la consciencia y lo onírico y  la narrativa de Rulfo se ha comparado con la de Faulkner y la de Joyce. Pero también se puede ver como un relato psicoanalítico porque es un viaje hacia el interior de si mismo en búsqueda de sus propios orígenes hasta llegar al barro primigenio.

Existe un interesante trabajo de Cristina Bartolomé Martínez (cf El largo camino de Juan Preciado hacia el Mictlán) que enriqueció notablemente este billete y que interpreta la obra de Rulfo bajo el significado de los mitos. Los mitos europeizantes grecorromanos de la búsqueda del padre, o la tradición judeo-cristiana de la búsqueda del paraíso perdido, o el mito de la bajada al Mictlán, la tierra de los muertos en la mitología azteca : Quetzacoatl baja al Mictlán para robar los huesos de los hombres que servirán a dar vida de nuevo a la raza humana. Es el origen del hombre. En la mitología azteca existe el habla entre los muertos,  las ánimas en pena, los ruidos y ecos del inframundo o Mictlán, con sus 9 niveles del infierno, un viaje largo que exige una verdadera experiencia al alma para reencontrarse consigo misma.

El mito azteca de la bajada al Mictlán esconde el temor a la muerte y al viaje al otro mundo cuando el alma abandona al cuerpo material (la separación  espíritu-materia); el cuerpo físico es lo que parte primero. En la mitología nahuatl el teyolia es una entidad anímica que viaja al reino de los muertos y que se identificó desde la época de la Colonia con la palabra « ánima ». Al fallecer el cuerpo, la separación del alma no era inmediata y el centro de consciencia se quedaba unos días cerca del cadáver, razón por la cual cremaban los cuerpos después de varios días.

Las líneas interpretativas de PP pueden ser entonces varias : la grecorromana, la judeo-cristiana o la precolombiana. Hay muchos estudios sobre PP que se han situado en líneas de interpretación muy diferentes utilizando un punto de vista formalista, o sociológico, o polifónico o el mítico (cf la complejidad de la obra).

Lo podemos interpretar como un viaje telemáquico= un Telémaco buscando a Ulises; y el arriero Abundio , hijo natural de PP es un Caronte encargado de guiar las sombras errantes de los difuntos hacia el inframundo. El viaje de Juan Preciado podría ser el arquetipo universal del alma que regresa a la profundidad del ser en un viaje introspectivo que encuentra mitos en todas las culturas que poseen una cosmovisión.

Los murmullos, sombras, ecos, ruidos y sonidos espectrales de Comala son « los aires de noche » de la mitología nahuatl.

Juan Rulfo trabajó más de 20 años en el Instituto indigenista, de manera que tuvo que leer crónicas antiguas con cuadros costumbristas, sobre la mentalidad de la gente y hasta el modo de hablar de los mexicanos del pasado.

Escribe Cristina Bartolomé Martínez … el escritor no puede representar todo a la vez como un pintor y que por eso Rulfo recurre a la técnica de yuxtaposición y contrastes que rompen la progresión temporal.

Juan Rulfo instaura con el lector una literatura de duda y de ambigüedad lo que favorece la pluralidad de lecturas y utiliza un lenguaje lleno de simbolismos que ya vislumbramos en el título, pero que es patente en la elección de los nombres de los personajes del libro que tienen gran riqueza semántica : 43 personajes, es un libro polifónico.


Es una obra que ha sido varias veces adaptada al cine; una primera versión en 1967 dirigida por Carlos Velo (España) que se puede ver integralmente en Youtube y que es muy interesante aunque (como a menudo) es una libre adaptación del libro. En la película las secuencias fragmentadas tratan de contarnos la historia de Pedro Páramo y del pueblo de Comala y el relato parece más lineal; pero la parte importante que se le da al lector en el libro no aparece en el filme y también el realismo mágico de la obra escrita es menos patente; también se le da una connotación mucho más concreta a la extraña relación de Susana San Juan con su padre. Aquí va un enlace para ver una excelente versión de esta obra cumbre:

Hay otra version fílmica dirigida por el mexicano Mateo Gil en 2009 que no he visto y que me gustaría comparar con la versión de Velo.

Una lectura compleja que deja algo anonadada por su densidad y que seguramente deja mil caminos por explorar. Gracias a la amiga Graciela por haber encontrado algunas fuentes de inspiración de primera importancia.

PEDRO PÁRAMO, Booket 1999,  ISBN 84-08-02671-2

El laberinto de la soledad de Octavio Paz

Afficher l'image d'origine

Octavio Paz fue un poeta, escritor, ensayista y diplomático mexicano (Ciudad de México 1914-1998). Recibió el Premio Nobel de Literatura en 1990. Su obra es extensa y abarcó géneros diversos con poemas, ensayos y traducciones. Estuvo casado en primeras nupcias con la escritora mexicana Elena Garro a quien le leí el excelente libro Los recuerdos del porvenir.

En 1945 llegó a Paris, donde permaneció hasta 1951 conociendo a los surrealistas y publicando en 1950 en Paris  El laberinto de la soledad, un ensayo antropológico sobre los pensamientos y la identidad mexicanos. La Biblioteca Cervantes de Paris lleva su nombre.

 2014 fue el Año de Octavio Paz en virtud de que el 31 de marzo 2014 se cumplieron 100 años del natalicio del escritor. Se destaca que sin la obra de Paz y sus aportaciones teóricas, sería difícil comprender la vida cultural de Hispanoamérica, y al igual que otros escritores como Juan Ramón Giménez, Vicente Huidobro, Cesar Vallejo o Pablo Neruda, abrió caminos para nuevas generaciones del siglo 21. La aportación intelectual del escritor abarca la filosofía, la poesía, el ensayo, la historia, el arte, las relaciones internacionales, la música y « a semejanza de los sabios griegos, trató de llegar a la totalidad del conocimiento ».

Sus premios son legión, además del Nobel, se le otorgó el Cervantes en 1981. Su obra ensayística es vasta y variada (28 títulos !).  Publiqué un billete en abril 2014 sobre el libro La llama doble,  un ensayo erudito sobre el amor, el sexo y el erotismo: un libro poderoso, interesante y docto; el amor… un tema privilegiado en la obra de Paz

El laberinto de la soledad fue escrito en Francia en 1949 y publicado en 1950 a los 35 años de edad, es su obra cumbre y un ensayo sobre la preocupación del autor entorno a la mexicanidad, a su psicología y a su moralidad. En esta obra Octavio Paz busca cuáles son los orígenes y las causas del comportamiento del ente mexicano en lo individual como en lo colectivo; hace un análisis psicológico del actuar del mexicano a través de las etapas históricas : la Conquista y la Colonia, la Reforma, la Revolución y la época contemporánea. Las preguntas que lo llevaron a escribir este libro son ¿quién soy yo? ¿de dónde vengo? Es un libro total que abarca la Historia, el amor, la tradición, la religión y el arte. El texto parte de una situación personal de soledad, de confusión, de desconcierto. Desde la confesión individual se comienza a ordenar el mundo; es un libro de iniciación donde Octavio Paz analiza su destino individual hasta llegar a examinar el destino del mexicano. Dice Octavio Paz en el apéndice del libro que la plenitud, la reunión, que es reposo y dicha, concordancia con el mundo, nos esperan al fin del laberinto de la soledad.

Se hizo una película en 1989 con el padre dominico Julián Pablo, un gran amigo de Buñuel, Paz y Fuentes.

Hoy en día este libro es un clásico en la educación escolar de los mexicanos y ha entrado en la imaginación colectiva de los lectores. En los años 50 el libro se leyó muy poco fuera de algunos intelectuales. Se necesitó llegar a 1968 para una mayor difusión y lectura; en 1969 Paz le agregó Postdata, un capítulo adicional pero que se convierte casi en un libro autónomo. A partir de los 70 el libro circula de manera masiva explicado ésto por la mini revolución del 68 y por la ampliación de la masa de lectores.

Es interesante destacar en contrapunto de esta obra importante aquella de Carlos Fuentes también publicada en los años 50, siendo Fuentes algo más joven que Paz, pero teniendo las mismas inquietudes en el mismo momento y viviendo en Paris en la misma época. Carlos Fuentes habla en su obra La región más transparente del laberinto que es  la ciudad de México donde se pierden los personajes y Octavio Paz retoma esta idea de laberinto. Pero el estilo de Paz es mucho más sencillo, menos críptico y barroco que el de Fuentes.

El libro El laberinto de la soledad tiene un epígrafe magnífico…en la incurable otredad que padece lo uno...; el libro es un ensayo que consta de 8 capítulos más un apéndice que Paz agregó en el año 1969 , intitulado Postdata basado en una conferencia pronunciada en la Universidad de Texas. El libro es una confesión y una declaración sobre la naturaleza y la constitución del ser mexicano, resultado de un largo proceso de mestizaje con el objetivo de entender la entidad nacional. Pero es una obra exploradora que va más allá del ente mexicano porque refleja también al latinoamericano y al mesoamericano. Es un capítulo que trata de modernizar el contenido del libro aportando luces sobre el México moderno. Es el capítulo que menos me interesó porque no soy ninguna experta en geopolítica mexicana.

Citaré algunos pasajes que me parecieron interesantes :

Dice Octavio Paz que la contemplación del horror, y aun la familiaridad y la complacencia en su trato, constituyen contrariamente uno de los rasgos más notables del carácter mexicano. Nuestro culto a la muerte es culto a la vida, del mismo modo que el amor, que es hambre de vida, es anhelo de muerte. El gusto por la autodestrucción no se deriva nada más de tendencias masoquistas, sino también de una cierta religiosidad. El mexicano se me aparece como un ser que se encierra y se preserva : máscara el rostro y máscara la sonrisa. Plantado en su arisca soledad, espinoso y cortés a un tiempo, todo le sirve para defenderse : el silencio y la palabra, la cortesía y el desprecio, la ironía y la resignación. Tan celoso de su intimidad como de la ajena, ni siquiera se atreve a rozar con los ojos al vecino…

La simulación que exige una invención activa y que se recrea a si misma a cada instante, es una de nuestras formas de conducta habituales. Mentimos por placer y fantasía, si, como todos los pueblos imaginativos, pero también para ocultarnos y ponernos al abrigo de intrusos. La mentira posee una importancia decisiva en nuestra vida cotidiana, en la política, el amor, la amistad. Con ella no pretendemos nada más engañar a los demás, sino a nosotros mismos

No solo nos disimulamos a nosotros mismos y nos hacemos transparentes y fantasmales; también disimulamos la existencia de nuestros semejantes. No quiero decir que los ignoremos o los hagamos menos, actos deliberados y soberbios. Los disimulamos de manera más definitiva y radical : los ninguneamos. El ninguneo es una operación que consiste en hacer de Alguien, Ninguno. La nada de pronto se individualiza, se hace cuerpo y ojos, se hace Ninguno.

¡Viva México, hijos de la Chingada ! frase que refleja toda la angustiosa tensión que habita a los mexicanos. ¿Quien es la Chingada? Ante todo, es la Madre. Es una de las representaciones mexicanas de la Maternidad, es la madre que ha sufrido, metafórica o realmente, la acción corrosiva e infamante implícita en el verbo que da nombre. En México los significados de la palabra son innumerables. Es una voz mágica. Basta un cambio de tono, una inflexión apenas, para que el sentido varie. Hay tantos matices como entonaciones : tantos significados como sentimientos. Pero la pluralidad de significaciones no impide que la idea de agresión se presente siempre como significado último. El verbo denota violencia, salir de si mismo y penetrar por la fuerza en otro. La idea de romper y de abrir reaparece en casi  todas las expresiones. La voz está teñida de sexualidad, pero no es sinónima del acto sexual. El que chinga jamás lo hace con el consentimiento de la chingada. Lo chingado es lo pasivo, lo inerte y abierto, por oposición a lo que chinga, que es agresivo, activo y cerrado. La relación entre ambos es violenta, determinada por el poder cínico del primero y la impotencia de la otra. El poder mágico de la palabra se intensifica por su carácter prohibido. Nadie la dice en público. Es una voz que sólo se oye entre hombres, o en las grandes fiestas. Al gritarla, rompemos un velo de pudor, de silencio o de hipocresía. Nos manifestamos tales como somos de verdad. Las malas palabras son proyectiles o cuchillos. Desgarran.

A propósito de la Conquista…a pesar de las contradicciones que la constituyen, la Conquista es un hecho histórico destinado a crear una unidad de la pluralidad cultural y política precortesiana. Frente a la variedad de razas, lenguas, tendencias y Estados del mundo prehispánico, los españoles postulan un solo idioma, una sola fe, un solo Señor. Si México nace en el siglo XVI, hay que convenir que es hijo de una doble violencia imperial y unitaria : la de los aztecas y la de los españoles. El bautizo ofrecía a los indios la posibilidad de formar parte, por la virtud de la consagración, de un orden y de una iglesia. Por la fe católica los indios, en situación de orfandad, rotos los lazos con sus antiguas culturas, muertos sus dioses tanto como sus ciudades, encuentran un lugar en el mundo. Esa posibilidad de pertenecer a un orden vivo y encontrar un sitio en el Cosmos. La huída de los dioses y la muerte de los jefes habían dejado al indígena en una soledad tan completa como difícil de imaginar para un hombre moderno.

Imposible citar todo porque este libro es muy rico en contenido, interesante, esclarecedor, bastante cartesiano y por ende afrancesado, contrastando con la escritura críptica y barroca, sobre el mismo tema, de Carlos Fuentes. En una conferencia del año 2000 del brillante catedrático Alejandro Rossi, el orador concluía diciendo que El laberinto de la soledad es esencialmente un mito ordenador y al mismo tiempo una hazaña poética y un altísimo despliegue de inteligencia. Todo está dicho.

EL LABERINTO…, Fondo de Cultura Económica (Mexico)1996, O Paz 1950, ISBN 968-16-3937-5

Memorial del engaño de Jorge Volpi

Résultat de recherche d'images pour "jorge volpi"Jorge Volpi Escalante es un escritor mexicano nacido en 1968, integrante del grupo literario  llamado del « crack mexicano », un grupo de escritores coetáneos  en ruptura con un tipo de escritura « light » y que tienden a cierto cosmopolitismo literario. Volpi acumula numerosos premios  y su estilo se interesa más al fondo que a la forma, con una neta predilección en su temática por la política y la ciencia. Se dice que Volpi hace de la « ciencia fusión » en sus libros. Jorge Volpi tiende a una « literatura  total », al estilo de Mario Vargas Llosa y de Carlos Fuentes. Sus novelas por lo general constituyen verdaderos tratados de divulgación científica y no es raro que Volpi emplee años en documentarse.

Prácticamente cada uno de sus libros ha sido premiado. Recibió en Chile el Premio José Donoso 2009 por el conjunto de su obra. Por su libro En busca de Klingsor  ha recibido nada menos que 4 premios, de los cuales el Premio Biblioteca Breve 1999 : es su novela más difundida que hace parte de una « trilogía del siglo XX » junto con El fin de la locura y No será la tierra.

Memorial del engaño (2014) cuyo título original es Deceit (?) es el sexto libro de Jorge Volpi que reseño en este blog. Mi preferencia entre los seis va hacia En busca de Klingsor que me deslumbró en su momento ( billete publicado en julio 2014). Se podría decir de Memorial del engaño que es una novela picaresca moderna con expertos económicos en el rol de villanos, que es una macrometáfora de la parte de Jorge Volpi- escritor para presentarnos un narrador que es un engaño para el lector. La estructura de la novela es operística, utilizando términos musicales entre los capítulos lo que le da un tonito de erudición musical y le resta alguna aspereza al texto. Se trata de una novela sobre la crisis económica con una mirada demasiado cínica y amable sobre el mundo de la especulación financiera desenfrenada y la lógica aberrante que domina al mundo. La utilización del procedimiento de las « cajas chinas » en el libro, sirve para presentar en primera persona la lógica del sistema financiero, de su perversión extrema y de su sencillez diabólica.

El libro demuestra como el liberalismo desenfrenado y sin límites de control, se transforma en una ideología casi imbatible.

El narrador es Jorge Volpi, nacido en 1953, fundador de JV Capital Management  y bróker prófugo de la justicia norteamericana tras el desfalco de 15 mil millones de dólares en 2008 (menos que los 65 mil millones del ladrón Madoff…). Este hombre cínico y desalmado (hasta con su familia) envía sus « memorias » a un agente neoyorquino porque en su cinismo intrínseco ve otra manera de ganar aún más dinero fácil…Es de notar que el estafador envía su manuscrito a un tal AW, agente literario y probable Andrew Wylie un ex agente de Jorge Volpi escritor.

Esta vez y desde mi punto de vista, el lector está un poco desconcertado ante un libro que vehicula otra vez demasiada información y que por ende, resulta engorroso y por momentos francamente enrevesado para leer. Por otro lado, reconozco que encontré varios puntos originales en este libro : 1) haber utilizado su propio nombre y apellido para designar al protagonista de la novela (procedimiento que al parecer ya había utilizado en 1993 en la novela A pesar del oscuro silencio);   2) haber intercalado verdaderas fotografías personales en el libro para agregar verosimilitud;   3) hacer correr al mismo tiempo dos historias paralelas : la del prófugo y estafador Jorge Volpi y la de su padre Noah Volpi, otro renegado, otro mentiroso.

El tema y algunas informaciones contenidas en el libro, son interesantes y explican la crisis financiera de 2008, con personajes ficticios y otros bien reales y mezclados, donde el lector se pierde por momentos. La trama va desde la caída de Lehman Brothers hasta el estallido de la burbuja inmobiliaria y de los productos derivados financieros, lo que constituye la parte político-científica que caracteriza muy bien al escritor Volpi. Hay otra cosa en la trama,  y es el lado literario del libro : las mentiras y engaños en el seno de las familias y las relaciones entre padres e hijos ya que Jorge Volpi-narrador no cesará de buscar a su padre.. Dice Jorge Volpi -escritor que « el engaño es la gran marca de la época con la impunidad porque nadie paga por el engaño causado a la gente, ni los ejecutivos de grandes empresas que roban sin castigo, ni los reguladores que no regulan nada, ni las agencias de calificaciones que no califican nada, ni las instituciones financieras que propiciaron la crisis económica del 2008 « . Desde los años 90 hasta el 2008, todo invitaba a ser cínico o inmoral. Y aunque no hubo revuelta social, el descrédito de la política es tan alto que las masas sienten agobio. Fue una vasta especulación a nivel mundial con mercados desregulados que se suponía, enriquecerían a muchos, pero que solo enriquecieron a pocos ladrones sinvergüenzas que prepararon su salida con las sumas colosales robadas y que se creyeron « los amos del universo ».

Algunos de los personajes creadores del sistema financiero monetario moderno, como Harry Dexter White, creador del FMI y del Banco Mundial, fueron acusados de espiar para la Unión Soviética después de la Segunda Guerra Mundial; entre estos personajes está el personaje ficticio de Noah Volpi, el padre del narrador- Volpi, otro mentiroso, empleado por el Tesoro americano cuya verdad no será desvelada muy claramente aunque el narrador- Volpi se empleará en buscarla.

Una citación muy buena y ad hoc,  página 28…El tiempo es oro, pero el oro todo lo compra. Incluso tiempo.

Habla el narrador-especulador Volpi con sus hijos página 29…Pero ésta es la naturaleza de los esquemas Ponzi (=operación fraudulenta de inversión) y, si se me permite la arrogancia, del universo : las cosas duran hasta que duran. Todo tiende al caos. Y luego se acaba. Es una ley inexorable. Una ley que, por cierto, siempre tomé en cuenta. A partir del instante en que la doble contabilidad se convirtió en una segunda vida para mi empresa, comprendí que sólo podría aspirar a prolongar las apariencias. Comencé una existencia transitoria, marcada por una inextricable fragilidad, dirigida conscientemente hacia el desastre. Cuando cayó Lehman supe que mi tiempo había acabado. 

Y sobre los políticos página 135…De inmediato entraron en acción esos pelagatos que sólo cuando ya hay varios niños ahogados señalan la urgencia de tapar el pozo : los políticos. Congresistas demócratas y republicanos, hidra bicéfala y amorfa, presentaron cuatro distintas iniciativas para regular los derivados financieros. Si cualquiera de ellas prosperaba, los bancos de inversión perderíamos billones. Por fortuna la más antigua democracia del planeta cuenta con instrumentos para que los poderosos defiendan sus intereses. 

La visión cínica y despiadada del mundo del especulador- Volpi, hablando con su segunda esposa Leah, quien es también su colaboradora, página 270…Nos habíamos convertido en socios de una empresa que nos prodigaba numerosos beneficios : a mí, su pasión por nuestras pesquisas y la simpatía que despertaba en los círculos donde estábamos obligados a movernos; a ella, una libertad de la que nunca antes había gozado -la libertad que sólo otorga el dinero-, la cual le permitió doctorarse en CUNY con las notas más altas y consagrarse a las causas sociales que, con cierto escepticismo, yo accedía a financiarle. Cañerías en El Salvador, comedores infantiles en Malasia, centros de acogida en Nigeria y financiamiento a decenas de sociedades protectoras de animales, esas bicocas que ayudan a unos cuantos y limpian la conciencia de los ricos. Así, mientras ella se esforzaba por hacer algo positivo por el mundo, yo exprimía ese mismo mundo que a mis ojos nunca sería otra cosa que un chiquero.

Una novela audaciosamente estructurada, no necesariamente bien escrita (pero esa no es la meta de Volpi) y que contiene demasiada información que se atropella en el texto. Algunos la califican de « literatura de estación », de esa literatura que se lee al paso, pero no estoy en absoluto de acuerdo porque se necesita bastante concentración y algo de reflexión para absorber este libro de más de 400 páginas que debe de haber significado horas y horas de búsqueda al escritor.

MEMORIAL DEL ENGAÑO, Alfaguara 2013,  ISBN 978-84-204-1597-8

La Señora Rojo de Antonio Ortuño

Antonio Ortuño es un escritor mexicano (Guadalajara 1976); fue el único escritor mexicano seleccionado en 2010 por la prestigiosa revista Granta (de Cambridge) entre los 22 mejores autores en lengua castellana de menos de 40 años. Fue finalista del Premio Herralde de novela 2007 con Recursos Humanos (no leído). Se le ha comparado con el francés Houellebecq pour su humor negro y su mala leche; escribe sobre la frustración del ser humano y su incapacidad para integrarse en una sociedad alienante.

La Señora Rojo es su segundo libro de relatos  con dos capítulos: La carne (8 relatos) y El mundo (5 relatos): el tono es feroz y sin complacencias con un estilo incisivo y sarcástico.

Algunos temas de los relatos están estupendamente evocados en la contraportada del libro : un guardia aeroportuario se convierte en un enloquecido teórico de la seguridad nacional; un profesor responde a balazo limpio al activismo de sus alumnos; un padre de familia ve su rutina arruinada por una invasión de tortugas; un director porno descubre en su propio equipo a la estrella ideal; un hombre que jamás combatió a los invasores se yergue como lider del pueblo que celebra el final de la ocupación; una mujer traiciona a su marido, hechizada por los Encantos de El Mago Que Hace Nevar, pero el cornudo se alista para librar una guerra sobrenatural…

Mis preferencias van hacia la primera parte del libro con los relatos desopilantes de El Mago y el de las tortugas. En cambio no pude terminar los tres últimos relatos por encontrarlos carentes de interés.

Un buen estilo de escritura, unas temáticas bastante originales. Nada más. Por el lado esperpéntico de su escritura Ortuño me hace pensar en el argentino Carlos Salem.

LA SEÑORA ROJO, Páginas de Espuma 2010,  ISBN 978-84-8393-058-8

Después del invierno de Guadalupe Nettel

Afficher l'image d'origine

Escritora mexicana (México DF 1973), licenciada en letras hispánicas  con un doctorado en París donde residió varios años. Es autora de cuentos y novelas,  ganadora de varios premios; su obra ha sido traducida a más de diez idiomas y ha sido señalada como una de las mejores exponentes de la literatura latinoamericana por la revista Granta de Cambridge.

Comenté su excelente libro de cuentos Pétalos y otras historias incómodas (2008) en julio 2015; pero no pude leer su primera novela El huésped (2006) pour lo underground y morbosa.

Aunque esta novela Después del invierno (2014) es ampliamente morbosa y ombliguista, es una obra metaliteraria muy  bien escrita y que ahonda con inteligencia en los meandros de la compleja mente humana. Los personajes están muy bien campeados y dejan un recuerdo en la psiquis del lector. Merece el Premio Herralde de Novela 2014 que se le otorgó.

Después del invierno nos cuenta la vida de dos personajes cuyas vidas un día se cruzaron y vivieron una relación que estaba destinada a durar, pero que fracasó. Es interesante leer la historia que cada personaje nos entrega y que sea el lector quien interprete los hechos con su propio criterio. Esta metodología está muy a la moda en este momento, con capítulos dedicados a personajes diferentes y con saltos temporales; no es fácil para el lector seguir el ritmo porque se necesita concentración  para no perder el hilo de la ficción…

El primer personaje es Cecilia Rangel, una bella joven mexicana de Oaxaca de ojos y cabellos oscuros , que llega a Paris con una beca para preparar una tesina. Es una chica algo extraña, bastante retraída y con la obsesión de los cementerios y de los libros porque durante años los libros habían sido su única compañía. Tendremos pocos datos concretos sobre sus estudios, sobre el avance de la tesina, pero tendremos datos sobre su vida íntima de estudiante pobre en Paris con algunas descripciones  très cliché de esta ciudad romántica, pero difícil para vivir. Página 61 Cecilia Rangel da sus impresiones sobre Paris…quienes han pasado una estancia medianamente larga en esta ciudad saben que no es fácil adaptarse a ella. Los franceses de la provincia critican la amargura de sus habitantes y los consideran una plaga que arruina la belleza de su capital. Lo cierto es que basta quedarse un par de meses para empezar a impregnarse de esa apatía gruñona y antisocial. No hace falta hablar con nadie para sufrir el contagio. El mínimo escarceo con sus habitantes es suficiente para empezar a sentir los síntomas…

El otro personaje es Claudio, un cubano radicado en Nueva York, con una buena situación económica en una editorial; es un hombre bastante maniático, culto, lleno de rituales que ha hecho de su casa un refugio (me doy cuenta que  en Nueva York mi casa ha venido a sustituir las funciones de  que suele cumplir una familia o una madre durante la primera parte de  vida…), un semental   que sueña con encontrar a la mujer ideal , una criatura suave y aficionada a la literatura con quien mantener interesantes conversaciones entorno a este tema. Claudio tiene una relación de pareja con Ruth, una divorciada mucho mayor que él, que lo mima y lo cuida aunque él no se siente satisfecho.

Claudio y Cecilia se conocerán por intermedio de Haydée una amiga cubana de Claudio  en Paris y para Claudio será evidente que Cecilia es  la mujer de su vida. El día del encuentro Claudio siente una cercanía anormal, algo como el reconocimiento de almas del que habla Nietzsche cuando conoce a Lou Andreas-Salomé y se pregunta ¿pero de qué estrellas caímos para encontrarnos aquí? La relación será muy intensa y satisfactoria para ambos hasta que Claudio « mete la pata » y no sabe elegir entre su divorciada y el amor de su vida. Claudio está obseso por descubrir la tumba en Paris del poeta Cesar Vallejo, razón por la cual hace peregrinaciones por todos los cementerios parisinos, un nexo común bastante fuerte con Cecilia.

Ambos continuarán a vivir lejos el uno del otro y el destino hará que tengan que pasar por unas pruebas terribles, de las cuales saldrán diferentes y muy disminuídos. Es notable constatar que el elemento que rodea a Cecilia y Claudio es la muerte, con la omnipresencia de los cementerios, probablemente el simbolismo de algo que los corroe por dentro. El libro acarrea quizás la idea que el amor perfecto es imposible, no es dable en este mundo;  página 179 se lee...uno piensa que los lazos que nos atan a los otros son eternos e inamovibles, sobre todo el afecto. Sin embargo, la gente cambia mucho según el lugar y las circunstancias.

Y para concluír, dos veces es citado en el libro el gran poeta y prosista peruano, Julio Ramón Ribeyro con esta frase que resume bien a los dos protagonistas : seres imperfectos viviendo en un mundo imperfecto, estamos condenados a encontrar sólo migajas de felicidad.

DESPUÉS DEL INVIERNO, Anagrama 2014,  ISBN 978-84-339-9784-5

Tres bosquejos del mal de Eloy Urroz, Ignacio Padilla y Jorge Volpi

Los tres autores de este libro (a la izquierda foto de J. Volpi) más otros  escritores como  Pedro Angel Palou, Vicente Herrasti y Ricardo Chávez son seis batalladores literatos que pertenecen a un grupo de escritores mexicanos autodenominados como el » grupo del crack »o « generación del crack », la palabra crack lleva la connotación de ruptura, de fisura con respecto al grupo del post-boom latinoamericano. Todos nacieron entre 1961 y 1968. Con  amistad, ellos incorporan al grupo a Roberto Bolaño, el que fue el « niño terrible » de las letras chilenas, y algunos españoles como Javier Marías, Antonio Muñoz Molina y Enrique Vila-Matas.

El grupo del crack publicó 5 novelas en 1996: « El temperamento melancólico » de Jorge Volpi; « Si volvieran sus majestades » de Ignacio Padilla; « La rémora » de Eloy Urroz (foto a la derecha); « Memoria de los días » de PedroAngel Palou y « La conspiración idiota » de Ricardo Chávez.

A Jorge Volpi le he leído varios libros (4), todos comentados en este blog; su temática tiende a lo científico, su estilo es bastante cerebral, masculino, poco propenso a la sentimentalidad y/o a la sensualidad lo que hace que la lectura resulte por momentos bastante árida. El libro que más me ha gustado es « En busca de Klingsor » de 1999.

De los otros escritores del crack traté de leer Amphitryon de Padilla, pero abandoné la lectura por densa y aburrida; a Pedro Ángel Palou le leí El dinero del diablo una novela en la vena de Da Vinci Code con escenas a lo James Bond que invoca el dinero que ganó el Vaticano comerciando con los nazis implicando en el complot al Papa Pio XII, entretenida.

Tres bosquejos del mal es la primera aparición pública en 1994 de un libro del grupo de la generación del crack mexicano. Me hubiese gustado ilustrar este comentario con una foto de los tres cuates juntos, pero no encontré nada en la red.

No me gustaron los tres relatos del libro. Todos diferentes en temática y en estilo, pero los tres no lograron interesarme.

El relato  de Eloy Urroz,  « La plegaria del cuerpo« , es una nouvelle egocéntrica con una temática muy manida sobre el despertar erótico de un chico a penas salido de la adolescencia, con un buen complejo de Edipo  y el rol ambiguo de la familia y de los allegados, que en su caso son casi todos familiares. De cómo este despertar de los sentidos tendrá repercusión en su vida de adulto (lo que es normal).  Lo que destaca del relato  es el buen vocabulario, con palabras bastante sofisticadas.

El relato de Ignacio Padilla (foto de derecha) , « Imposibilidad de los cuervos » me resultó hermético, pesado, confuso mezclando temas esotéricos como La Hermandad, los Templarios, los Caballeros del Templo y otros tópicos afines. Me pasó lo mismo con su libro « Amphytrion », un libro ilegible, intragable que no terminé.

El relato corto de Volpi era el que me producía más curiosidad, se llama « Días de ira » y no me gustó porque lo encontré morboso: la historia del médico que se enamora de una cantante de jazz y echa todo por la borda…Hay un error página 187, en el último párrafo cuando Volpi escribe sobre la hidronefrosis que él llama « hidrofrenosis »…Hay un procedimiento interesante en el cuento, aquel de insertar una historia en otra, (las cajas chinas), aquí un escritor, allegado a la cantante de jazz, escribe un libro « Días de ira » sirviéndose de la vivencia del médico para hacerla parte integrante de la historia.

¿Y el mal en todo esto? Aún lo ando buscando.

TRES BOSQUEJOS DEL MAL, Muchnik Editores 1994,  ISBN 84-7669-435-0